Crítica de “La dama de las rosas”, de Pepe Cibrián

0
298

La dama de las rosas es el último musical de Pepe Cibrián. Ubicado la Francia de los años veinte, el espectáculo trabaja varios temas que giran en torno al tema de la identidad. Josephine es una mujer de clase alta, obsesionada por la guerra que acaba de terminar, quien por las noches elige transformarse en Agatha, la dueña de un famoso cabaret. Josephine/Agatha parece tener su vida controlada hasta que se enamora de Clemence, una mujer con la que vivirá un breve e intenso romance.

La obra combina hábilmente las canciones con los diálogos, y en las letras se hacen presentes cuestiones como el machismo, la insatisfacción, los deseos reprimidos, la libertad. También se puede ver un fondo de crítica a una sociedad devastada por la guerra que intenta recomponerse material y espiritualmente.

Como en toda producción de Pepe Cibrián, hay una escenografía y un vestuario que apelan al impacto visual. En este sentido, la sala del teatro San Martín ofrece un espacio amplio que permite el despliegue de los personajes. Ya desde la entrada, los espectadores nos vemos sorprendidos con el recibimiento de los bailarines caracterizados como mujeres del cabaret que nos conducen a nuestros asientos, lo que transforma la platea en parte de la obra y nos convierte a nosotros en ese público que asiste cada noche al espectáculo de Agatha.

Más allá de las buenas actuaciones y de la coreografía que acompaña a cada una de las escenas, se nota el oficio de Cibrián para quien el musical es ya su modo de expresión. Es destacable, además, el lugar que le da a la gente joven –muchos de los cuales empiezan a darse a conocer a partir de sus obras– y el reconocimiento que ofrece para artistas ya instalados en el medio, como María José Demare o Tiki Lovera.

Ficha artístico-técnica

Elenco: Pepe Cibrián Campoy: Josephine / Agatha; Tiki Lovera: Duquesa; María José Demare: Clemence; Claudia Duce: Baronesa; María Rosa Frega: Solange; María Julia Moyano: Mujer; Maximiliano Areitio: Hombre; Silvio Bordón: Silvain; Mateo Falbo: Mathieu; Damián Iglesias: Bizconde de Marais; Luis Iván Machuca: Louise; Mauro Nuñez Duarte: Moreu; Martín Urbaneja: Conde

Libro: Pepe Cibrián; Dirección musical y arreglos: Santiago Rosso; Diseño de  escenografía: Vanesa Abramovich; Diseño de vestuario: Alfredo Miranda; Asistente de Vestuario: Melina Rodríguez; Diseño de Maquillaje: Vanesa Bruni; Diseño de luces: Pepe Cibrián Campoy; Fotografía: Nacho Lunadei; Asistentes Generales: Alejandro Rodas y Joanna Illanes; Prensa: WE Prensa; Producción Ejecutiva: Micaela Monti y Julieta Kalik; Coproducción El Cultural San Martín; Dirección General: Pepe Cibrián Campoy

Funciones: miércoles a domingos; El Cultural San Martín: Sarmiento 1551.