Crítica de “Tres veces al amanecer”, Alessandro Baricco en el teatro San Martín

0
24

Dos desconocidos, un hombre y una mujer, se encuentran tres veces en un hotel, poco antes del amanecer. Cada encuentro es único, aunque se trate de los mismos personajes, porque se cruzan en momentos diferentes de sus vidas. El pasado y el futuro se transforman en un presente en el cual el espectador deberá dejar de lado la lógica de la temporalidad. Alessandro Baricco se vale de la ficción para abordar el tema del destino y de la responsabilidad que tenemos frente a las necesidades del otro.

¿Podemos elegir nuestro propio camino?, ¿somos capaces de cambiar el rumbo de nuestra vida? son preguntas que plantea la obra y que nos interpelan a todos. En este sentido, la elección del espacio no es casual. El vestíbulo de un hotel o una de sus habitaciones son “no lugares”, según Marc Augé, lugares de paso donde lo común es el anonimato y donde no se suelen establecer relaciones profundas.  Baricco juega con este contraste que surge de la posibilidad de encontrar, aún en medio de la modernidad líquida, un otro que sienta empatía por nosotros y con el cual se genere un vínculo.

Sin duda, el espacio es uno de los protagonistas de la historia, pero también el amanecer como momento en que aparece la luz, símbolo de lo que se hace evidente, momento en que se iluminan las cosas y se nos revela algo nuevo. Los personajes conocerán algo más sobre sí mismos en cada amanecer y entonces, quizás, puedan cambiar algo de su destino. Por esto la escenografía adquiere mucha importancia en este obra, como así también los objetos que aparecen en escena, pocos pero significativos.

En cuanto a las actuaciones, Verónica Pelaccini, Lautaro Perotti y Jorge Rod componen diferentes momentos de las vidas de sus personajes, con distintos registros de voz, pero también corporales y gestuales. Algunos de esos momentos están más logrados que otros, pero el texto de Baricco está muy bien resuelto, y se nota el trabajo de Mónica Viñao, quien dice al respecto: “Tres veces al amanecer me pareció muy bella, muy teatral, y por eso quise adaptarla para teatro y subirla al escenario”.

Lectores y espectadores podrán encontrar en esta versión uno de los buenos productos que ofrece el Teatro San Martín.

Ficha artístico-técnica

Autor Alessandro Baricco; Traducción, adaptación y dirección Mónica Viñao

Elenco: Marijo, Verónica Pelaccini; Malcom, Lautaro Perotti; Oficial, Jorge Rod

Coordinación de producción: Adrián Andrada; Producción técnica: Ángel Ariel Porro; Asistencia de dirección: Celeste Faillace, Julián Castro; Asistencia de escenografía y vestuario: Macarena Hermida, Matías Ledesma; Iluminación: Roberto Traferri; Escenografía y vestuario: Graciela Galán

Jueves a domingos, 20.30 h; platea $ 160 / jueves (día popular) $ 80

Teatro San Martín, Sala Cunill Cabanellas, Avda. Corrientes 1530