Crítica de “Signos vitales”, recital de Conrado Harrington

0
0

El sábado pasado, Conrado Harrington hizo la última presentación de este año de su primer disco como solista, Signos vitales, un material que estuvo durante todo el 2018 recorriendo diferentes escenarios.

“En el disco, como en mi vida, se pueden encontrar con un abanico importante de estilos y ritmos: folclore nacional y latinoamericano, pop, rock, algo de folk, temas en castellano y en inglés. No me gusta encasillarme y no quiero hacerlo”, nos contaba Conrado en una entrevista para Leedor, y esta variedad, sin dudas, es una de las cualidades de Signos vitales porque permite que diferentes públicos con distintos gustos se sientan convocados por todos o algunos de los temas.

El show se abrió bastante puntual, cosa para destacar y que habla muy bien de Conrado. Tengo la suerte de conocerlo personalmente y es una persona siempre respetuosa del otro, cálida, además de poseer un gran talento como compositor e intérprete, y muchas cualidades, además, para enseñar canto. Los que se encargaron de la apertura fueron el grupo Pequeña Orquesta Varviquí, cuyos integrantes interpretaron versiones de temas conocidos y otras propias, acompañados de una guitarra, un bajo y una batería que sonaron con mucha potencia.

A continuación subieron a escena Conrado y los integrantes de su banda: Gonzalo Mancini, Leonardo Varela, Ivanna Avram, Laura Kamenetzky y Juan Pablo Isaía. De inmediato, el escenario se llenó de buenas letras, voces nítidas y con un color muy particular, guitarras y batería con un sonido perfecto, y una flauta traversa que le puso un toque de originalidad al recital. Todo, por supuesto, acompañado de una iluminación que colaboró con la atmósfera intimista de un espacio más que propicio para un espectáculo como este: el bar Vicente el Absurdo.

Unos párrafos atrás, hablábamos del público. Chicos y no tan chicos disfrutaron de cada una de las canciones acompañando con palmas los temas más movidos. Hay que destacar, además, el cuidado que se notó en el sonido, en atender al volumen y la nitidez para lograr que tanto los que estábamos más cerca del escenario como aquellos que estaban más alejados pudieran tener la misma calidad en la recepción.

Lo que se viene ahora es la preparación de un nuevo disco, aunque siempre estará presente Signos vitales, un conjunto de temas que hablan de lo cotidiano, de los vínculos en general y, por supuesto, del amor, desde la nostalgia, pero también desde el humor.

Ficha técnica

Conrado Harrington: voz, guitarra y coros; Gonzalo Mancini: Batería, percusión, coros; Leonardo Varela: bajo; Ivanna Avram: voz y coros; Laura Kamenetzky: Flauta traversa; Juan Pablo Isaía: guitarra eléctrica; Productor: Conrado Harrington; Composición y arreglos: Conrado Harrington; Diseño: Cecilia Chimienti para Marketeame; Fotos: Daniel Minsky; Grabado en Estudios Prisma; Grabado y mezclado por Guido Bernasconi; Masterizado por Juan “cana” San Martín Astor Mastering