#20BAFICI: Violence voyager

0
3

La ganadora del Premio Especial del Jurado es una rara avis aún para el BAFICI, de esas películas que aparecen en la competencia del festival para ratificar su riesgo en la programación.

Hecha con una técnica de animación utilizada en la década del 70 (la gekimation), que consiste en producir el movimiento de los personajes sobre el fondo pero a partir de sus figuras recortadas, Violence voyager resulta una apuesta personalísima, que recurre a una técnica bastante caduca pero lo hace para construir un relato lleno de violencia (como no podía ser de otra manera).

La película es una suerte de anti-cuento de hadas, una especie de Alicia en el país de las maravillas oscura y con un niño como protagonista, mitad japonés mitad norteamericano, que por no atender las advertencias de los adultos termina junto a su amigo en una suerte de parque que es, en verdad, la puerta para un siniestro terreno en donde los niños son empleados para hacer crueles experimentos. Regido por un personaje macabro (una suerte de “doctor Moreau” nipón) que no teme cometer los peores actos, este lugar enfrenta al pequeño héroe con la muerte o la (triste) transformación de otros como él. También contará con singulares ayudantes, entre los que se encuentran un mono, un murciélago y un gato.

Este relato del joven animador Ujicha impacta por su apuesta gore, si bien el hilo argumental es bastante convencional. Es un logro que su premiere mundial haya acontecido en Buenos Aires, ciudad en la que encontró muchos defensores y, claro, sus lógicos detractores. Al jurado, por lo visto, la apuesta le pareció más que convicente.

Última función: sábado 21, 21:50, Village Caballito 7