Sin nada que perder

0
0

“Aprendí más sobre lo que es la sociedad burguesa, el capitalismo, etc., leyendo las novelas de Balzac que con el conjunto de los historiadores, economistas e investigadores de estadísticas profesionales de su época” Fredrich Engels

- Publicidad -
HR6A2015.CR2
HR6A2015.CR2

Sin nada que perder (Hell or High Water) es un film que retrata a las poblaciones rurales de Norteamérica que han sido saqueadas por los bancos y las políticas económicas de los gobiernos de turno. Pero a no engañarse, Sin nada que perder es en su esencia un policial que, a través de los diálogos hace una ajustada radiografía de esa zona del país donde el racismo, la pobreza, la voracidad financiera se muestran de una manera cruda y directa.hell2

Dos hermanos blancos (Chris Pine y Ben Foster)  desarrollan un raid delictivo robando bancos del medio oeste norteamericano para tratar de salvar una situación familiar,  los robos convocan la atención de un veterano jefe policial a punto de jubilarse (el inoxidable Jeff Bridges) y su acompañante mitad comanche mitad mexicano (Gil Birmingham).

hell-or-high-water_7Cada fotograma que vemos, cada diálogo que escuchamos parece anticipar el triunfo de Trump que supo hacer funcionar la ambulancia (metáfora peronista por excelencia) para juntar a todos los olvidados y maltratados de la gestión demócrata y hacerles creer en una nueva desilusión.

Dirigido por David Mackenzie (10 de mayo de 1966), un escocés  que tiene muy buenos antecedentes en películas que logran una buena mixtura de drama social y policial como Starred Up (2013). Mackenzie invierte el slogan martinfierrista: es profeta de una tierra ajena. Logra un film superior sin estridencias apostando a un sólido guión con excelentes actuaciones y diálogos donde cada detalle cuenta.

Cris Pine sigue siendo ese actor inexpresivo pero funciona bien en el film quizás porque su cara se oculta una buena cantidad de tiempo detrás de un pasamontañas, Ben Foster evoluciona en cada película y Jeff Bridges es cada vez más clásico, y camaleónico, bien acompañando por Birmingham.

Mirá también la nota sobre todos los nominados al Oscar 2017

Sin nada que perder, estrenada en el festival de Cannes del año pasado, acumula cuatro nominaciones al Oscar 2017 a mejor film, Actor de reparto (Bridges), edición y guión original y todas parecen justas aunque en la gran fiesta del cine  del norte lo justo se reemplaza por lo políticamente correcto.Hell or High Water-600x600