Reportaje a Wolfang Becker

0
0

El director Wolfang Becker fue el invitado estelar del Festival de Cine Alemán que se está desarrollando en estos días para presentar su último film Yo y Kaminsky.

German film director Wolfgang Becker addresses a press conference for the film "Germany 09 -13 short films about the state of the nation" presented in competition of the 59th Berlinale Film Festival in Berlin February 13, 2009. The Berlinale is taking place from February 5 to 15, 2009 with 18 productions vying for the coveted Golden Bear for best picture to be awarded February 14. AFP PHOTO DDP / AXEL SCHMIDT GERMANY OUT (Photo credit should read AXEL SCHMIDT/AFP/Getty Images)

L: Queríamos para empezar peguntarte por otro director alemán que también se llamaba Wolfang Becker y que hizo una película, entre otras,  llamado Peter Foss. ¿Son parientes?

WB: No teníamos ninguna relación familiar, él era más grande que yo y lamentablemente ya murió. Era un director de televisión muy importante e hizo series policiales como por ejemplo Dereck, también hizo film para niños.

goodbye-lenin 4A veces recibía mails de los colegas con cumplidos que me decían “me gustó tu film”, que era del otro Becker, y él recibía cumplidos sobre películas que había hecho yo. Nos conocimos finalmente en un Festival en Múnich donde él vivía y me propuso que yo me llamara “Junior” porque él con el “Sénior”  no se sentía identificado dado que no se sentía tan viejo. Obviamente le dije que no (sonrisas).

L: Tanto en Goodbye Lenin! como en Yo y Kaminsky los personajes centrales, Kerner y Zollner, cuentan historias, Kerner le construye a su madre una continuidad ficticia de un mundo que ya no está y Zollner imagina una biografía irreal de la vida del pintor  Kaminsky. Como si Daniel Brühl (actor de ambos films) se comportara como un verdadero alter ego del director.IK_Sebastian-Zoellner-Daniel-Bruehl-mit-Manuel-Kaminski-Jesper-Christensen

WB: Estos paralelismos se hacen visibles y conscientes cuando uno lee las críticas más que en el momento de construir el guión y hacer el film. Estas películas tratan de la confrontación de lo irreal y lo real. Hemos tratado de expresar en Goodbye Lenin! que en ciertos momentos traumáticos necesitamos esas historias para poder salvarnos. También la historia gira en torno a eso que llamamos las “mentirillas” blancas y las  “mentirillas” negras. Mentiras (las blancas)  son las que utilizamos para alcanzar algo mejor, en el caso de  Yo y Kaminsky Zollner no busca la verdad sino esa historia que lo salve aún cuando tenga que mentir para ello.

El otro gran tema del film es ¿Cuál es el verdadero valor de las biografías? ¿Podemos confiar en ellas? Yo soy Historiador de formación y me pegunto si realmente lo que cuentan los biógrafos  verdaderamente aconteció. ¿El César realmente dijo “la suerte está echada” cuando atravesó el Rubicón? Lo que observamos con Kaminsky es que el en verdad vivió otra vida y que realmente fracasó como ser humano y que sacrificó toda su humanidad por alcanzar esa carrera que buscaba. ¿Vale la pena sacrificar cada minuto libre en pos de nuestra obsesión, relegando a hijos y esposas? BeckerWolfgang2

Si juntamos en una misma foto a Picasso, Churchill, Prokofiev y Stravinsky porque todos coincidieron en una reunión y en base a esa casualidad inferimos todo tipo de relaciones entre ellos, caemos en el absurdo.  A mí me ha pasado que me han sacado fotos con personas que no conozco o algún actor con el que tuve una conversación casual   y tal vez en cien años alguien  infiera que teníamos una relación, ese es el punto donde observo las limitaciones de cualquier biografía. Eso precisamente hicimos con Kaminsky lo incluimos en fotos con Picasso, Alí, Los Beatles para mostrar que era alguien importante.

L: en la Argentina sólo se estrenó Goodbye Lenin! pero pudimos disfrutar de otro film  en Cannes llamado Das Leben ist eine Baustelle (La vida en obras, 1997) que nos pareció excelente. ¿Qué opinión tiene de ese film?La_vida_en_obras

WB: Tengo muchísimos recuerdos relacionados con ese film, sobre todo con las dificultades que supuso hacer los cortes algo que yo llamo “matar a tus preferidos”. EL guión lo hicimos con Tom Tykwer (director de Corre Lola, corre de 1998) y nos reuníamos todos los días en mi departamento y como dos funcionarios públicos nos sentábamos uno frente al otro y era la primera vez que usábamos computadoras por lo que el ruido del tipeo del otro era el único sonido que escuchábamos, al finalizar el día imprimíamos las escenas que habíamos escrito, eran esas impresoras lentas que trabajaban despacito y leíamos las escenas del otro y nos corregíamos mutuamente, ese proceso nos permitió conocernos mucho y hacernos buenos amigos.

Para el protagónico habíamos pensado en Jürgen Vogel  que había trabajado conmigo en la serie de televisión Tatort con quién establecimos primero como una relación paternal como sucedió  con Daniel Brühl y luego se convirtió en una buena amistad. La película trajo una realidad social al cine alemán que no era muy habitual.

L: Un film excelente que no ha envejecido.

L: los ingleses hablan de Story and History. Esos dos niveles se entrecruzan tanto en Goodbye Lenin! como en Yo y Kaminsky. ¿Cuál es el vínculo entre Ficción e Historia?

WB: El cine estadounidense cuando sucede un hecho o una catástrofe hace que el mismo atraviese y divida a la familia que siempre conlleva una posterior reunificación traumática ya que uno de ellos o muere o se sacrifica por los otros. En Goodbye Lenin!, la época histórica atraviesa una historia particular, ya no es un prototipo sino como esa familia singular lo vivencia e interpretó, y entendimos con Goodbye Lenin! que uno puede aprender mucho de una época contando lo que sucede en un pequeño entorno, por ejemplo en el film el personaje indicaba que los alemanes occidentales querían venir a la parte Oriental de Alemania lo que no era real pero eso mostraba mucho de la relación entre las personas que vivían en esa época.Zollner

En el extranjero me di cuenta de cuánto aprendieron los espectadores de esa época, muchos norteamericanos pensaban que de Berlín Este podías ir hasta Moscú en subte. Creo que la frase que sintetiza la idea es “representar el mundo concentrado en una gota en agua”.

L: Muchas gracias Wolfang y antes de terminar queríamos pedirte una foto para que nuestros nietos dentro de cien años puedan presumir que fuimos tus amigos, como decir Me and Becker (Sonrisas de todos…)

becker fredy