“Lo importante casi siempre ocurre cuando no pasa nada”, entrevista a Enrique Dacal

0
0

Con dirección de Enrique Dacal, el próximo sábado 18 se estrena Los yugoslavos, una obra de Juan Mayorga, una metáfora escénica que habla de la soledad de las personas en las grandes ciudades.

Enrique nos cuenta sobre la obra a poco de su estreno en ElKafka espacio teatral.

¿Qué te atrajo de Los yugoslavos con relación a tu trabajo como director?

La lectura de un trabajo que, para intentar comprenderlo, me exigía más intuición que razonamiento. Creo que la única forma de acercarse a un “entender” Los yugoslavos, es tomar el desafío de parar la obra en el escenario. Es mi manera de tratar de desentrañar “de qué habla” un texto que me interpela en un lenguaje que requiere de forma ineludible el acto, la imagen. Teatro puro.

¿Cómo fue el proceso de adaptación?

La adaptación se produjo día a día en los ensayos. He intentado poner en escena, como en mis otros trabajos sobre textos de Juan, nuestro encuentro, nuestra propia historia con la apropiación de la obra. Así fueron definiéndose las formas, el espacio, y algunos acentos especiales sobre el texto.

¿Qué privilegiaste a la hora de pensar en la puesta?

Como siempre, el encuentro de los actores con el texto, con el espacio y conmigo mismo, relajados y asociados con la sencillez que propone la obra. Todo fue construido a partir de la sonoridad de las palabras, del diálogo, de los silencios que van entre uno y otro parlamento.

¿En qué favorece a la puesta el hecho de que hayas trabajado ya con otras obras de Juan Mayorga?

La confianza que Mayorga ha puesto en nuestro trabajo. No nos conocíamos en el 2007 cuando acometí la dirección de Cartas de amor a Stalin. Hace un par de años, en 2014 con El chico de la última fila y ahora con Los yugoslavos, su actitud generosa, impulsora, fue y es un estímulo que nos favorece a mí y a todo el equipo al momento de internarnos en la interpretación de su mundo como dramaturgo.

¿Cuál es la línea que une los diferentes textos de Mayorga?

En sus textos siempre vamos a encontrar reflexiones sobre la condición humana basadas en los más simples escenarios y en personajes aparentemente sin interés particular. Nada es tan claro ni tan oscuro en las relaciones humanas; en los grises, en esas personas y situaciones sin aparente interés, se producen los encuentros y las tragedias humanas…

¿Qué ofrece esta obra que pueda diferenciarla de otras que se están representando actualmente?

En Los yugoslavos hay intriga y misterio; hay una cierta atmósfera kafkiana; hay casualidades y causalidades; hay caprichos. Sobre todo, hay un momento en que se sentencia: “Lo importante casi siempre ocurre cuando no pasa nada”. Esto es lo que ofrece esta obra. ¿Se diferencia de otras que se están representando actualmente?

Estreno el 18 de junio; Funciones todos los sábados a las 21; ElKafka espacio teatral -Lambaré 866; Informes: 4862-5439 – elkafka@gmail.com