Récord en el MNBA: 42 mil personas visitaron a los muralistas mexicanos

0
0

En el primer mes de exhibición, 42.200 personas recorrieron en el Museo Nacional de Bellas Artes “Orozco, Rivera, Siqueiros. La exposición pendiente y La conexión sur”, la muestra que permite ver, por primera vez en la Argentina, la obra de los grandes maestros mexicanos José Clemente Orozco, Diego Rivera y David Alfaro Siqueiros, integrada por piezas provenientes de uno de los acervos más importantes de Latinoamérica: la colección del Museo de Arte Carrillo Gil, de México.

Acompañando esta muestra, que continúa hasta el 7 de agosto, en junio habrá talleres abiertos para adultos y chicos inspirados en ella, charlas temáticas y visitas guiadas, siempre con entrada gratuita.

 

A partir de la serie de tintas y dibujos de Orozco “México en Revolución” (1926-1928), el artista visual argentino-mexicano José Luis Landet brindará un taller artístico contemporáneo, apoyado en el dibujo y la improvisación, el jueves 2, de 16.15 a 19. La actividad, destinada al público adulto, propone entender el dibujo como forma del pensamiento, buscando generar parentescos, diferencias y análisis crítico.

En tanto, el sábado 4 de junio, de 15.30 a 18.30, “Si yo fuera… Orozco” invita a pintar a la manera del artista partiendo de un fragmento de sus obras más destacadas. En la misma línea, todos los sábados del mes, a las 17.15, el taller “Reversiones pendientes” desafía a recrear los trabajos de los maestros mexicanos utilizando carbonilla, grafito y bolígrafos. Y para chicos de 6 años en adelante, los domingos 5 y 19 a las 15.30, “A la Rivera del cubismo” los convoca a pintar sus propios dibujos retomando los lienzos exhibidos del artista.

Además, el ciclo “Hablemos de arte” continúa los sábados de junio a las 15.30 con tres encuentros dedicados a pensar y debatir la producción de los referentes del muralismo latinoamericano. Luego de ver las obras en sala, el sábado 11 se trazará en el espacio taller del Museo un “Panorama artístico e histórico del México revolucionario”; el 18, se hablará sobre las brigadas muralistas de los años 70 en Chile; y el 25, se analizarán las influencias del arte mexicano en los creadores argentinos.

 Como en el mes de mayo, las visitas guiadas por la muestra se realizan en junio de viernes a domingo a las 18; y de martes a domingo, a las 15, 16 y 17, hay charlas didácticas de 15 minutos de duración que ofrecen claves para facilitar el recorrido independiente por la exhibición.

 

SOBRE “OROZCO, RIVERA, SIQUEIROS…”

La muestra se despliega en dos núcleos. El primero, “La exposición pendiente”, reúne 76 obras de los tres grandes maestros del muralismo que formaron parte de “Orozco, Rivera y Siqueiros. Pintura mexicana”, la muestra organizada por el museógrafo mexicano Fernando Gamboa que debió inaugurarse en el Museo Nacional de Bellas Artes de Santiago de Chile el 13 de septiembre de 1973, y que debió ser cancelada dos días antes de su apertura al público, por el golpe militar de Augusto Pinochet.

Luego de varios intentos por concretar la muestra en Chile, el Museo Nacional de Bellas Artes de Santiago presentó “La exposición pendiente” entre noviembre de 2015 y febrero de 2016, con la curaduría de Palacios, quien realizó un nuevo armado de la muestra original, dividido en los ejes: el retrato, los horrores de la guerra, la mirada social y las experiencias muralistas.

“La conexión sur”, el segundo núcleo curado por Cristina Rossi, agrupa obras de artistas argentinos ?Antonio Berni, Carlos Alonso, Lino Enea Spilimbergo, Juan Carlos Romero, Diana Dowek, Juan Carlos Distéfano, Demetrio Urruchúa y Juan Carlos Castagnino, entre otros?, quienes tejieron una trama de intercambios con los referentes mexicanos entre 1930 y 1973.

“Esta muestra posee un significado que trasciende largamente el ámbito de las artes, pues algo de reparación, de justicia histórica, tiene el hecho de poder asistir al despliegue del más alto imaginario pictórico de México a cuatro décadas de la interdicción de su versión original por parte de la dictadura de Pinochet”, sostiene Andrés Duprat, director del Museo Nacional de Bellas Artes.

La muestra se exhibe en el Pabellón de exposiciones temporarias del Museo (Av. del Libertador 1473, Ciudad de Buenos Aires) y puede visitarse hasta el 7 de agosto, de martes a viernes, de 11.30 a 19.30, y sábados y domingos, de 9.30 a 19.30, con entrada libre y gratuita.

La exposición se presenta en el Museo Nacional de Bellas Artes gracias al esfuerzo conjunto de México, Chile y Argentina ?a través de sus organismos de Cultura y sus representaciones diplomáticas?, del Museo de Arte Carrillo Gil, del Museo de Bellas Artes de Chile, de Galicia Eminent y las empresas patrocinantes, y de la Asociación Amigos del Museo Nacional de Bellas Artes de Argentina.

Todas las actividades programadas por el Museo en junio pueden consultarse ingresando en www.bellasartes.gob.ar.

Compartir
Artículo anterior57º Premio Nacional de Artes Visuales “Octavio Podestá” en Uruguay
Artículo siguienteMacedonio Fernández
El portal de arte, cultura y espectáculos de habla hispana. Desde la ciudad de Buenos Aires, Argentina, Leedor.com brinda noticias de cultura, una vasta oferta de contenidos de producción propia organizados en secciones temáticas y un interesante conjunto de servicios gratuitos que facilitan el acceso a la información sobre arte, cultura y espectáculos en español.