Monobordado: Chiachio&Gianone nos invitan a bailar un vibrante twist gay

0
0

La Galería Pasaje 17, en el barrio San Nicolás, presenta desde finales de abril hasta principios de julio Monobordado, una antológica de trabajos de los artistas argentinos Leo Chiachio y Daniel Giannone.

Ambos vienen de sus comienzos en pintura, hasta que se trasnforman en una pareja de artistas y comienzan a realizar piezas en conjunto alrededor de 2003, impulsando un camino que no se detiene.

A lo largo de toda su trayectoria, su obra está atravesada por la temática del autorretrato familiar, motivo que cobra frescura posicionado desde una perspectiva queer: la reivindicación de la familia moderna y homoparental, en contraposición a la imagen heteronormativa de la “familia tipo”. No solo están “fuera del closet”, sino que están en todas partes: a falta de representación, ellos se “pintaron” con hilo y aguja en multitud de situaciones y con distintas máscaras: durmiendo desnudos en un colchón lleno de sapitos; como geishas o guatemaltecos; y en muchos casos acompañados por su hijo canino, un salchicha llamado Piolín, que en ocasiones aparece como santificado, haciéndole un guiño a Jesús. También realizaron una serie personificando ekekos (figurilla de la buena suerte) y muchas piezas cerámicas diversas.

“Just the two of us, and nobody else in sight” dice el hit “There’s a kind of hush” (Herman Hermits, 1965 / The Carpenters, 1976), y eso parece cumplirse en las escenas oníricas de Chiachio&Giannone. Excepto por Piolín, nunca aparecen otros personajes que ellos dos, sin límites en cuanto a dónde pueden llegar.

Los múltiples ornamentos y detalles, entre los que a veces se encuentran referencias directas al arte de Sonia Delaunay o a los paisajes salvajes de Henri Rousseau, pueden a veces disfrazar la entidad de los personajes, pero siempre es posible reconocerlos por el color de sus cabelleras o de sus ojos: sean actores de teatro kabuki o un par de monos, uno rubio y otro morocho.

Los artistas explican que las telas que usan de soporte suelen guardar historias en sí mismas: muchas de ellas son regalos de afectos, retazos de sábanas personales cosidos entre sí, halladas en ferias americanas o compradas durante viajes. Si bien algunos de sus coloridos bordados son pequeños (por ejemplo, hechos en pañuelos), los artistas suelen sorprender al espectador creando composiciones en gran formato, dando cuenta de la enorme paciencia y pasión con la que fue realizada la obra, en bordados de quince metros que implican un intenso proceso de obra.

Esta característica es destacable, tomando en cuenta los tiempos del mundo actual, donde la tecnología lo hace a todo parecer instantáneo y la labor artesanal ha sido desplazada por mano de obra artificial. No solo plantean un statement político en su representación como unidad familiar, sino también en la elección de una técnica que va en contra de la corriente high tech (producción industrial, audiovisual o con soportes virtuales, de moda en el arte contemporáneo): el bordado como un retorno a las artes tradicionales, al artista como propio hacedor de su obra, evitando los resultados inmediatos, haciendo imposible obviar el proceso lento y contemplativo en el que realiza su trabajo, dado que en él la obra toma forma y carácter. Cuentan los autores que muchas veces una pieza es comenzada sin saber su devenir final.

6915

Monobordado comprende los trabajos realizados durante los últimos dos años, nunca antes expuestos en Buenos Aires. Acompañado por un catálogo editado especialmente para la ocasión, puede verse también el mundo secreto del proceso de producción, a partir de bocetos y dibujos sobre papel, previos a los bordados sobre tela en mayor escala. En algunos de ellos se señaliza el tipo de punto que va a ser utilizado y la paleta de colores. En un marco de vidrio, sobre la pared cuelga una fotografía de un retrato al reverso: es Alicia a través del espejo, el entramado paralelo de hilos de colores.

En cada una de sus obras, la unidad creativa Chiachio&Giannone nos invita a perdernos en su universo de frondosas texturas, con halo de cuento de hadas con un twist gay.

Monobordado, Chiachio&Gianone
Galería Pasaje 17. Bmé. Mitre 1559, CABA.
De lunes a viernes, de 11 a 19 hs.

Ilustran la nota: fotografías de la propia Galería.