Balance #BAFICI2016: la Armada del Sol Naciente

0
0

El nuevo director del BAFICI Javier Porta Fouz anticipaba en la entrevista que Leedor le hizo que se iban a incrementar la oferta de películas con origen “extremo Oriente”  y hubo muchas y en general de muy buena factura. Hemos elegido alguna para dar una idea panorámica de la versatilidad de un cine ya consolidado que ha renovado al cine en general.

the bodyguard 3

The Bodyguards 

Yue Song el director de The Bodyguard (una de las premieres internacionales  del festival) fue una de las estrellas invitadas de este Bafici , que presenció todas las proyecciones mostrándose como una persona amable al que por las dudas evitamos enojar.

Además de este film (ya reseñado en el sito) se presentaron otras dos como  The King of the Streets y  Snow Warrior mostrando porque la fama del nuevo Jackie Chan, grandes coreografías plasmadas a un ritmo frenético,  sin dobles de riego en escenas peligrosas  e historias que tienen la única pretensión de entretener más que de innovar en el género.

 office

Office Johnnie To

El maestro hongkonés nos tenía acostumbrado a películas con estilizadas balaceras con ese toque coreográfico donde se notaba la influencia de John Woo  como Breaking News, Life Without Principle, Election 1 y 2, Exiled, Mad Detective y Drug War con las se ganó la admiración publico y critica en los festivales en las que se presentaron.

Admirado por  Quentin Tarantino, con Office ,presentada en el último Festival de Mar del Plata (donde fue invitado especial) nos ofrece un musical coral sobre la crisis financiera, como si fuera una actualizad Wall Street recordada película de Oliver Stone, donde  glamour, sexo y traición están al la orden del día.

Basada en la obra Design for Living, de la gran actriz Sylvia Chang que también actúa en el film , en una espectacular cinta musical sobre las intrigas del mundo corporativo. Aquellas coreografías de balas y cuerpos ahora (sin menos crueldad ni violencia) es todo un collage de seres cuyos sentimientos se asocian al dinero y la codicia.

Acierta en una escenografía transparente y única donde el hogar, la familia y la corporación son una sola cosa para acentuar la alienación que eligen como sistema de vida.

Vacío multicolor en formato 3D que nos invita a romper esa división o cuarta pared entre el espectador y el film para remarcar lo globalizada que está nuestras situaciones y sentimientos.

 the-inerasable

The inerasable

Sobre la novela de la escritora Fuyumi Ono,  Yoshihiro Nakamura construye una película que es tanto la historia de una investigación como una historia de terror. Una prolífica escritora de novelas de terror recibe una carta de Kubo, una estudiante universitaria, en donde le comenta que oye sonidos extraños en su cuarto.

La escritora se interesa por la carta porque entiende que puede servirle para escribir un libro, allí comienza una investigación que la llevará a la tétrica historia del barrio como a su crecimiento y transformación inmobiliaria y social que permite de alguna manera conocer la historia de Japón de los últimos cien años.

Si bien la idea es fascinante los momentos de investigación se dilatan demasiado y el clima de terror se diluye, en un film que nunca termina de generar grandes sustos. El film indirectamente busca mostrar las costumbres y valores de principios de siglo XX y los cambios profundos que supone la forma de vida actual.

En los últimos 60 años Japón transformó una sociedad feudal de siglo de existencia a este sistema capitalista altamente tecnificado con su correspondiente cambio en los comportamientos y las tradiciones tal como lo había denunciado el poeta Mishima antes de suicidarse  por lo que el auge y la productividad del género de terror japonés tal vez se pueda leer como una forma de desacelerar el vértigo de estas transformaciones,  explorando sobre el pasado reciente, sus tradiciones y valores ancestrales.

Como indica el catálogo del festival se trata de un “palimpsesto tenebroso urbano” que podría haber sido genial pero igual se disfruta.

the virgin

The Virgin Psychics

Sion Sono es un director muy prolifico que puede hacer hasta tres y cuatro films por año de las cuales nos llegan  una parte a través del DVD o los festivales de cine principalmente  Mar del Plata y Bafici.

En el Bafici se han presentado la impactante  Suicide Club (Bafici ‘03), Noriko’s Dinner Table y Strange Circus (ambos Bafici ‘06), Love Exposure (Bafici ‘09), Cold Fish (Bafici’11) y la genial Why Don’t You Play in Hell?   (Bafici ‘14). Mar del plata el año pasado incluyó dos como TAG y la disparatada e inteligente Love and Peace.

The Virgin Psychics es una humorada sexual cercana al espirtu de TAG,  de jóvenes sometidos a juegos o situaciones extraordinarias que son una constante de su filmografía. Aquí Yoshiro, un perdedor nato con las mujeres (difícil  recordar una película japonesa con tanta exuberancia corporal femenina) obtiene un don por ser virgen, poderes psíquicos que tal vez le sirvan para conquistar a su amada Sae y a la vez salvar al mundo.

Romaticismo fetichista o conservadurismo demodé, Sono genera la ilusión que filma para nerds en estado de cataclismo láctico, que si bien no logra la voracidad de otros films, divierte con el disparate en clave ingenua y los escotes de las chicas que parecen devorar nuestra mirada.

La cantidad y calidad de las películas de países como Japón, Corea y China ya no asombra a nadie y es un faro no solo para los festivales sino para toda la filmografía mundial por lo que una competencia estrictamente del “Extremo Oriente” no sería de extrañar en los próximos Bafici.

civilizacin-china-23-728