#bafici 2016 Demon

0
0

Marcin Wrona había logrado cierta fama con sus largometrajes My Flesh, My Blood (2009) y The Christening (2010) apreciados en cuanto festival se proyectó con Demon logra un manejo de los resortes del terror y del suspenso que nos permite imaginar lo prometedora que era su carrera si no se hubiera suicidado en el medio de un Festival Polaco presentando este film.

Piotr (con un look muy Kenneth Branagh de excelente perfomance en este film)  conoce en Londres a Zaneta (la bella y telentosa Agnieszka Zulewska)  también polaca por intermedio de su hermano y amigo de Piotr (Tomasz Schuchardt)  y deciden casarse en el pueblo de ella.

demon

Piotr y Zaneta reciben como regalo de bodas la casa de su abuelo en un hermoso predio pero completamente inhabitable por lo que el novio ni bien llega decide ponerla a punto para vivir con Zaneta.

Al usar una de las excavadoras de su suegro Piotr descubre el esqueleto de un ser humano de allí en más le sucede todo tipo de situaciones perturbadoras que van llevando a Piotr a una rápida alienación en el medio de su fiesta de casamiento hasta que descubren a través de la más insólita interconsulta (un medico, un historiador y un cura) que se encuentra poseído por un dybbuk (folklore judío) o  “alma en pena”.

Primero epilepsia y después Glosolalia (hablar idiomas que nunca aprendió) se producen dentro del fenómeno paranormal  que convoca a debatir su situación por un medico ateo, un cura que lo único que quiere hacer es irse rápido y un maestro e historiador  todos invitados a la fiesta que también se comienza a transformar en una mezcla de orgía y borrachera extrema.

La influencias del film son ricas y variadas desde el humor costumbrista y grotesco de Emir kusturica pasando por climas y toques del Kubrick del resplandor, el cine de terror asiático  y los toques metafísicos y cómicos  del cine polaco de krzysztof Zanussi.

demon poster

También el plano histórico y político atraviesa el film cuando recuerda la trágica historia de los judíos en Polonia y su cultura que a pesar de los progrom nazi fueron capaces de seguir adelante sabiendo que el único pecado que no debían cometer era el de dejar de sonreír.

Film ambicioso que no logra plasmar todo lo que pretende dejando varios cabos sueltos y situaciones resultas con tanta ambigüedad que nos deja dudando de su resultado final.

Sugerente, bella y despareja Demon es una película  a la que quizás le faltaba sedimentar todos sus ricos puntos de vista pero con la muerte trágica de su director se transforma en su  testamento y como sabemos, siempre la muerte joven sabe disimular los hilos sueltos de una historia y porque no decir de una vida.

VI 15, 16.45, V. Recoleta 9; DO 17, 20.30, V. Caballito 8