Entrevista a Ignacio Gómez Bustamante, director de Lontano Blu

0
0

Con dirección de Nelson Valente e Ignacio Gómez Bustamante, se estrenó Lontano Blu, protagonizada por los actores italianos Manuela De Meo y Pietro Traldi, exintegrantes de la compañía de César Brie.

En una charla con Leedor, Ignacio Gómez Bustamante nos habla de la obra y del trabajo conjunto de La Compañía Banfield Teatro Ensamble y Sementerie Artistiche (Italia)

¿Por qué elegiste el tema de la muerte para esta obra?

En realidad no es el tema únicamente de la muerte, sino de la muerte y el nacimiento, interpretados como dos constantes ineludibles en la existencia de todo ser humano y, también, dos verdaderos misterios. No sabemos de nuestro nacimiento sino por todo aquello que nos relataron quienes nos precedían. Esto me recuerda a un amigo que, cuando lo felicitan por su cumpleaños, suele responder: “Gracias, pero en realidad no lo sé. No sé si nací este día. Solo es lo que me contaron”. Respecto de la muerte aún sabemos menos. El miedo suele ensombrecer nuestra imaginación de cómo será el momento en que nos vayamos del mundo que conocemos. La realidad es que no tenemos ninguna certeza. Visualizados, el nacimiento y la muerte son dos polos opuestos en medio de los cuales yace el lapso de nuestra vida. Todos son temas interesantísimos para mí, pero fueron elegidos por los actores. La propuesta original de hacer Lontano Blu sobre esta temáticas es de ellos: Manuela de Meo y Pietro Traldi. Lo que yo quise añadir, como tema derivado de estos, es el de la muerte de otro: la muerte de alguien cercano.

¿Qué se propusieron con Nelson Valente a la hora de trabajar la puesta?

Con Nelson estuvimos de acuerdo desde un primer momento en hacer un trabajo de puesta artesanal junto a los intérpretes, dotando a los textos de imágenes escénicas surgidas de la acción del actor y, paralelamente, despojando el escenario de objetos y decorados alusivos. Desde el vamos intuimos que el hecho de que los actores fueran extranjeros no era una cosa para disimular sino, al contrario, para poner de relieve. De la misma manera, la construcción de la trama, sobre el ámbito de un ensayo de teatro al cual el director aún no ha llegado (quizá no exista), funcionaría como la excusa perfecta para presentar las temáticas de la obra coloquialmente, articuladas entre dos actores que alternan consecutivamente entre la realidad y a la ficción. Respecto de la acción de los actores buscamos no abarrotar de imágenes un texto que ya es abundante en ellas, y que tampoco cayera en el estatismo. “Simpleza” terminó siendo la consigna para la acción: simple pero eficaz.

¿Qué te permite el usar el recurso del teatro dentro del teatro?

En realidad constituye un alivio. El enorme esfuerzo que hay que hacer para que lo ficcional resulte creíble se elimina, como una capa, y a partir de entonces se puede poner ese esfuerzo a disposición de otras cosas. Verdaderamente, hoy en día es ya muy difícil presenciar un espectáculo teatral en el que, mediante lo persuasivo del resultado puesto en el escenario, el espectador pueda prescindir de la convención de que “en realidad es todo una mentira”. Entonces, ¿por qué no dejar de insistir con esto? En definitiva es una mentira, pero se arriba a un resultado mucho más cercano mediante el hecho de que, durante un ensayo teatral, lo que sucede, sucede precisamente en el “ahora”. Como señaló Inés Saavedra después de presenciar uno de los ensayos finales de Lontano Blu: “Todo se aliviana para el espectador porque, en definitiva, esto pasa ahora. Todo está permitido, todo puede suceder.”

¿Cómo tomás contacto con la Compañía Sementerie Artistiche de Italia?

Manuela de Meo y Pietro Traldi formaban ya parte de Teatro Presente cuando arribaron a Argentina por primera vez, en el año 2012, de la mano de César Brié, y para realizar, con obras de su autoría y dirigidos por él, una gira por el país. Una de las sedes de su actividad fue Banfield Teatro Ensamble, del que soy el director artístico y Nelson el director general. Tan cordial y fructífero fue el conocimiento mutuo de ambas compañías (Teatro Presente y Compañía BTE) que los viajes del grupo italiano a Argentina se repitieron en los años siguientes. Durante 2015 Manuela y Pietro tomaron la iniciativa de fundar su propio complejo teatral (Sementerie Artistiche) en un imponente edificio ubicado en Crevalcore, en la Emilia Romagna, Italia del norte. Durante el mismo año y en tan solo un mes de estadía en Buenos Aires se gestó y prestrenó Lontano Blu.

¿Encontrás diferencias al trabajar con actores de otro país?

Creo que son más las diferencias que encuentran ellos al trabajar con nosotros. Nos han expresado en repetidas ocasiones que el espíritu positivo y cordial con el que se trabaja en Argentina es muy difícil de encontrar en Europa. Parece ser que la labor del teatro independiente en Italia no es fluida como ellos sienten que es aquí. Y que los recursos económicos destinados a ese flanco de la actividad teatral son bastante limitados. También los espacios disponibles, salas y temporadas están acotados, y no existe una diferencia tangible entre teatro oficial e independiente. Por eso, resulta ser un alivio para ellos trabajar en la Argentina. Aquí es de otra manera. Podríamos decir (seguramente habrá quien disienta) que mejor.

¿Cómo nace la idea de la creación de la Compañía Banfield Teatro Ensamble?

La Compañía BTE no fue una idea sino un hecho del cual sus integrantes nos hicimos cargo rápidamente. Hace ya unos veinte años, siendo estudiantes e independizándonos de un taller municipal en Lomas de Zamora donde habíamos iniciado nuestros estudios de teatro, estrenamos nuestros tres primeros espectáculos en un formato arriesgado: el teatro de imagen. Obras sin texto, con mucha coreografía y música, y con tramas argumentales (a veces tres o cuatro tramas por obra) entrecruzadas y extensas. El entusiasmo del público al ver productos elaborados en un código no convencional nos prodigó ganas de seguir en este camino y ampliar a otros. Finalmente, en el año 2001 montamos la primer sede del Complejo Cultural del mismo nombre y, desde 2004, la actual sede de Larrea 350, Lomas de Zamora, donde desarrolla su intensa actividad.

Lontano Blu

Funciones: domingos a las 18
Teatro Picadero: Pasaje Discépolo 1857
Entradas: $ 250/ Estud y jubilados $200
Reservas: 5199- 5793 o por mail a info@teatropicadero.com.ar