Peligra el acceso a la información pública en Argentina

0
134

Tras el levantamiento del programa de radio de Victor Hugo Morales, hoy 11 de enero de 2016, en radio Continental, el ataque contra las voces críticas por parte del nuevo gobierno argentino y la fragilidad de la libertad de expresión se hacen más certeros.

Esta medida se suma a otras similares que restringen intencionadamente toda voz posible de disidencia: la intervención en el AFSCA y la destitución de su titular por mandato colegiado, hasta 2017, Martín Sabatella; la suspensión de la Ley de Medios; el levantamiento de programas de radio y tv (678 y Nacional Rock). El modo de levantar programas es sencillo, se le corta la pauta, y los directivos no tienen otro remedio que ceder a las presiones.

El actual gobierno argentino pareciera tener dos modos de operar sus objetivos políticos, a juzgar por sus acciones totalmente endogámicas del primer mes: los DNU (Decretos de Necesidad y Urgencia) y la intervención en las plantas de empleados de todas las reparticiones del Estado, provocando persecuciones y despidos masivos.

La cuestión de fondo es gravísima. Cerradas las vías de acceso tradicionales y más o menos institucionalizadas (sean medios públicos o privados, empresas u organizaciones), solo quedan los medios informales: blogs, sitios web generales y redes sociales. Pero este espacio también peligra, quizás porque su eficacia, capacidad de respuesta y viralización resulta ser mucho más inmediata.

Así lo prueban los numerosos grupos de facebook, entre los que figura el más populoso, Resistiendo con Aguante, que ya cuenta con 547.916 miembros, del cual hiciéramos nota el 30 de noviembre del año pasado y que por estos días también ha sido analizado por medios internacionales como fenómeno de autoexpresión, debate y autogestión.

Ahora, hay indicios para pensar que desembarcar antidemocráticamente con un golpe de estado en el AFSCA fue solo un paso. Ya sabemos que la dictadura mediática, la batalla cultural y la sociedad del espectáculo controlan cerebros anestesiando con la lobotomía de los anodinos programas de la tarde y la noche televisiva.

Lo que el sector privado quiere, al promover con sus figuras al frente de los ministerios, es controlar el verdadero negocio económica e ideológicamente. Por eso, no sería utópico ni mal pensado suponer que, una vez obtenido totalmente el mapa de los medios masivos, la meta del monopolio informativo en Argentina, es la AFTIC. Esta entidad es definida desde su página como la “Autoridad Federal de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones  es un organismo plural y democrático creado por la Ley 27.078 “Argentina Digital” aprobada por el Congreso de la Nación en diciembre de 2014 para asegurar el desarrollo de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC) en todo el país, garantizando el acceso a todos los ciudadanos en condiciones de calidad”.

La AFTIC, es la regulación de las mismas redes sociales- Como el AFSCA debe ser dirigido, según se sancionó en el Congreso oportunamente, por un directorio, que debe conformarse, para respetar la pluralidad de voces de la comunidad, por siete miembros, elegidos como sigue: 2 miembros propuestos por el poder ejecutivo nacional (entre ellos el presidente), 3 miembros propuestos por el poder legislativo, 1 miembro propuesto por los representantes de las provincias y CABA, 1 miembro propuesto por el Consejo Federal de las Tecnologías de las Comunicaciones y la Digitalización.

Habrá que estar atentxs y ver qué va sucediendo. Ya hay algunas denuncias de despidos que se realizaron revisando facebooks de empleados, y también denuncias de grupos en redes sociales que se ven acosados para cambiar sus nombres, sufren bloqueos inexplicables, censuras de fotos, etc… Ya sabemos que, como en la instalación de Toni Montadas, The Files Room, Internet y los medios digitales pueden sufrir censuras embozadas, de las que el 404 not found es un ejemplo.

Estar atentos, no sea cosa que mañana sea cada vez más difícil abrir un blog, pagar el server de un sitio como este en el que puedo publicar mis notas, o simplemente opinar en facebook.