Alejandra Bocquel: Serie de peldaños

0
24

Alejandra Bocquel realiza su obra conjugando acción, imagen y palabra desde los ’90s. Suele partir de órdenes clásicos de relación entre letra, contenido y forma para después articularlos en modos que provoquen puntos de vista o lecturas diferentes. Otra manera de posicionarse para proponer obra es puntualizar en lo que es tan o más importante que lo protagónico pero perdió peso ante las miradas por estar velado. Otro recurso que utiliza es el de ir hacia el origen primero de los términos y contraponerlo al estado actual de la sensibilidad de la época.

- Publicidad -

En Galería Arcimboldo presenta Serie de peldaños define alunas escaleras erigidas o puestas en duda su solidez y funcionalidad. Recurrió a la intervención de hojas del capítulo “Construcción de escaleras”, de
Bocquel encontró en una biblioteca en desuso un ejemplar original de “Construcción y forma” de F. Hess, (Ed. G. Gili, S.A., Buenos Aires.1954), un libro exquisito de arquitectura en exquisita edición. El capítulo “Construcción de escaleras llamó especialmente su atención por los dibujos técnicos, los dibujos realistas y por los textos explicativos” de los usos y de los cánones de construcción de las escaleras. Eligió hojas y las intervino directamente. Ajustó los textos técnicos del tratado de arquitectura según recursos poético-visuales, y entonces, escaleras de caracol, escalinatas lineales, descansos de escalera, cada peldaño se volvió misterioso, gracioso y dramático a la vez. Algo difícil de conseguir.

Objetos, grabados, textos son una parte de su obra porque la acción y la gestión son medulares en su hacer. Alejandra Bocquel junto con Norberto José Martinez han creado diferentes espacios (Espacio editor, gato editor, etc.), que proponen reflexionar acerca de la edición independiente, la creación de libros de autor y medios alternativos de difusión. Ambos codirigen (junto con Cecilia Magno, Viviana Ramos Di Tommaso y Ma. Laura Domínguez) 4 Gatos Espacio de Arte que es autogestionado, alternativo e independiente ubicado en la zona oeste del Gran Buenos Aires. Tiene como objetivo descentralizar la actividad artística contemporánea que se encuentra acotada al centro porteño, expandiéndola a la periferia. El espacio ofrece una serie de eventos culturales mensuales y prioriza especialmente la difusión del arte experimental de artistas emergentes, entendiendo a éste como nuevas propuestas de lenguajes, modalidades, conceptos y formatos, tales como el arte correo, instalaciones, performance, fotografía, video, objetos, intervenciones, arte multimedia. A su vez, junto a Norberto J. Martinez, codirige el Museo Privado de Libros de Artistas Colección Alfredo Portillos, que cuenta con aproximadamente doscientas obras de artistas nacionales y extranjeros. Estas actividades se aúnan también con su vocación docente y de investigación que lleva adelante en la UNA (Universidad Nacional de las Artes).

Austera y precisa la curaduría de Serie de peldaños realizada por Martínez hace lucir ésta secuencia de situaciones en escaleras.

Su texto:
¡Y subo las escaleras arriba!… ¡y bajo las escaleras abajo!…(Oliverio Girondo)
Construcción diseñada para comunicar varios espacios situados a diferentes alturas; arriba o abajo, la escalera y sus peldaños nos obligan a un tránsito diagonal por estratos, gradual y paulatino.
En esta; la que podríamos llamar la primera muestra individual de Alejandra Bocquel; la escalera es leiv-motiv, símbolo, objeto de culto y al mismo tiempo: Autorretrato.
Las vanguardias artísticas de comienzos del siglo XX, con el llamado ready-made nos brindaron una nueva manera de ver los objetos dentro de las artes. Pero en Bocquel existe cierta performatividad en su elección, desde que cayó por una de ellas; este hecho inaugura un antes y un después en su producción artística.
Ir para arriba, estar abajo. Escalera al cielo, descender al infierno.
La escalera como objeto se nos presenta uniendo dos mundos, nos dice Alejandra con sus obras gráficas, poéticas y rescatando la real escalera familiar que utilizara su abuela Luisa en la cocina. Escalera hoy blanqueada, destacada, luminosa y fantasmal, trayéndola del pasado al presente.
Palabras dicen y desdicen como se construye una escalera. Detrás de trazos negros o blancos según el caso: la escritura tecnicista se vuelve poética advertencia de los usos o malos usos de una escalera. El texto describe la situación y nos advierte de su potencial peligro.
Existen textos subyacentes que nos ponen en foco a otra posibilidad de lectura.
Hilos de plata, líneas de un dibujo con cuerpo. Troqueles y alfileres, atraviesan un lado al otro del soporte papel. Del cuerpo de la escalera, que al mismo tiempo es aquí el cuerpo de la artista.
Presente in situ, presentada en cuerpo; fotografiada, dibujada, impresa y en concepto. Así como en (parafraseando) la conocida obra de Joseph Kosuth que inaugurara el conceptualismo; en las obras de Bocquel encontramos una y (más de) tres escaleras.
No se dejen llevar por una simple vista, definitivamente el tema no es la escalera; el tema es SER cuerpo y ESTAR pensando.

‘NJM 2015
Actualmente, ambos artistas participan de la exposición Volátil Felicidad, relatos inmateriales de los 90′ curada por Rodrigo Alonso en Parque de la Memoria, en el marco de BP.15, Bienal de Performance 2015, Buenos Aires.

Alejandra Bocquel
Serie de peldaños
Impresiones sobre papel
Curador: Norberto José Martinez
Hasta el 5 de junio

Arcimboldo
Arte contemporáneo
Directora: Pelusa Borthwick
Reconquista 761 PB 14 (1003) CABA
Tel. 4311 3373 // pelusaborthwick@gmail.com

Horario: Lunes a Viernes de 15 a 19 hs
Otros horarios con acuerdo previo