Mirando a Sudafrica: juego de Ender y Eysium

0
8

Acerca de Ender’s Game de Gavin Hood y Elysium de Neil Blomkamp: dos Sudafricanos en Hollywood:la migración permanente.

Los inmigrantes del Arte

Mucho antes que las Vegas, en un paraje olvidado de Los Angeles, California, nacía la mayor industria de los sueños del mundo: Hollywood. El director D.W. Griffith sería el primero en filmar en tierra santa.

Otros lo siguieron y como el oro de antaño una legión de protofamosos comenzó a poblar el bosque sagrado. Transformada en la meca del cine, fue convocando por distintas razones a actores, productores y directores de todo el mundo.

Expulsado  por las guerras o la falta de desarrollo de la industria del cine en Europa, productores como  Samuel Goldwyn, actrices como Marlene Dietrich y directores como Fritz Lang fueron artífices del crecimiento de Hollywood.

Pero a la par que la industria crecía y sus presupuestos se volvían millonarios la suerte artística de los directores extranjeros se volvía dispar.

Podían convertirse en iconos como el inglés Alfred Hitchcok  o nunca terminar de arraigarse como el mismo Fritz Lang que si bien generó una buena cantidad y calidad de películas noir, las pautas comerciales de Hollywood más el creciente macartismo lo terminaron por expulsar.

Directores como Milos Forman, Roman Polanski Peter Weir Terry gilliam entre otros,  mantendrían sus parámetros de autoexigencia artística a pesar del peso de los presupuestos y  las difíciles y caprichosas estrellas de cine.

Otros como Paul Verhoeven (de brillante carrera en Holanda) oscilarían entre el alto riesgo de los anteriores (Robocop, Bajos instintos, Total Recall) y la tranquilidad de los presupuestos del cine clase B (Show Girls y Starship  Troopers).

Hollywod pasa a ser el “urbi et orbi”  para la producción y distribución de un estilo de cine  contribuyendo a su brillo directores de todos los continentes del planeta, incluido África.

Johannesburgo: una vida de película

Los directores sudafricanos Gavin Hood y Neill Blomkamp  han estrenado en estos meses  dos películas de ciencia ficción (El Juego de Ender y Elysium respectivamente) oxigenando un género que vuelve a tener la predilección de los estudios y de las grandes editoriales (Ver estadísticas de ventas en Amazon para el período 2012/3 y la lista de películas que el planeta H estrenó y estrenará).

Gavin Hood y Neill Blomkamp nacidos en Johannesburgo conocen como nadie el soweto, ese barrio marginal y marginado por el poder blanco en África. Tanto Tsotsi (Hood – 2005) como Distrito 9 (2009- Blomkamp) tematizan en formas distintas y originales el drama del apartheid.

Tsotsi ganó el Oscar a la Mejor Película Extranjera en el año 2005 y fue nominada al Globo de Oro del año 2006. Está ambientada en el barrio de Alexandra, cerca de Johannesburgo, donde vive Tsotsi (matón” o “gangster” en el argot callejero del guetto), un joven ladrón y drogadicto de 19 años que inicia un camino de redención através de un niño ajeno que le devuelve su humanidad esa que la extrema pobreza le venía mezquinando.

Distrito 9, a pesar de ser nominada no gano ningún Oscar, pero fue celebrada por la crítica por la forma en que encaraba lo que se podría llamar una anti-invasión alienígena: esclavos espaciales que quedan varados sobre el cielo del Soweto para primero ser rescatados y luego encerrados en campos de concentración.

Elysium tiene claras referencias a ese contraste social que bien Blomkamp describía en Distrito 9, ahora el campo de refugiados es toda la tierra y  los ricos construyeron un mundo aparte en el espacio, viviendo en una estación espacial en forma toroidal (anillo) donde disfrutan de los avances tecnológicos principalmente en salud. La película muestra las destrezas del director en el plano de las escenas de acción con un actor consagrado en esa lides (Matt Damon) y otro que ya se lució en Distrito 9 (Sharlto Copley).

El escenario de una sociedad dual (que es nuestro presente)  le imprime fuerza y denuncia política al relato pero no puede ocultar fallas en el ritmo y guión del film.

Gavin Hood dirige la película “Ender’s game” adaptación de la popular novela y saga de ciencia-ficción de Orson Scott Card, muy valorada por los cultores de la literatura sci fi.

Si en Tsotsi el criminal vuelve a la inocencia, en El Juego de Ender  la evolución es a la inversa: asistimos a la formación de un genocida.  Ender es un niño enviado a una escuela militar onda play station espacial (otra toroidal) con el fin de prepararlo para una futura invasión a un mundo alienígena que setenta años antes  intentaron destruir a la tierra. Podemos decir que la película es una especie de “Full metal Jacket” 3D sin el brillo y el rigor del recordado Stanley Kubrick.

El guión trabaja el tema de la guerra preventiva que tanto utiliza el poder militar industrial norteamericano para justificar las guerras actuales, si bien en el plano político el planteo parece osado su realización artística parece ser un producto más de la factoría. Con los actores de siempre (el agotado y agobiado Harrison Ford) y los finales de siempre.

Como dicen, tanto para Gavin Hood como para Neil Blokamp, el crédito está abierto y es probable que el “efecto Hollywood” modifique sus valores artísticos, mutaciones como la de un tal Ridley Scott que se inició con una  verdadera joya como “Los Duelistas”  y un  suceso de crítica y taquilla como “Blade Runner” siguió luego un camino irregular que incluye bodrios como  G.I. Jane y 1492.

El director que se muda a Hollywood funciona como los basquetbolistas extranjeros de la NBA: podrá ser muy talentoso pero deberá adecuarse a la reglas del juego, la diferencia es que en la NBA está el mejor básquet del mundo y de Hollywood podemos decir que es el lugar con el mayor presupuesto del  mundo para hacer, promocionar y distribuir películas. El artista que sea elegido por la meca conseguirá un conocimiento inmediato del mundo,  la pregunta es si eso agrega valor artístico a su obra.

Compartir
Artículo anteriorConvocatoria para obras de gran formato
Artículo siguientePantalla Pinamar 2014
El portal de arte, cultura y espectáculos de habla hispana. Desde la ciudad de Buenos Aires, Argentina, Leedor.com brinda noticias de cultura, una vasta oferta de contenidos de producción propia organizados en secciones temáticas y un interesante conjunto de servicios gratuitos que facilitan el acceso a la información sobre arte, cultura y espectáculos en español.