Duermevela: Presenta el disco de Moacir Dos Santos

0
7

Con casi treinta años de retraso, Moacir Dos Santos logra cumplir su sueño de grabar un disco con canciones propias y algunas interpretaciones.

El carismático protagonista de las películas Fortalezas y Moacir, ambas de Tomás Lipgot, emigró desde Brasil hacia Argentina en 1984 con el deseo de grabar su disco, pero debido a sus problemas de pobreza y salud mental -pasó gran parte de su estadía porteña internado en hospital psiquiátrico Borda- no lo pudo realizar.
La historia de la aventura de la grabación de este disco está contada en el documental Moacir, que tiene como co-protagonista al músico Sergio Pángaro, pero debido a problemas presupuestarios, el disco no se pudo terminar al momento del estreno de la película.
Gracias a una gran movida solidaria, que incluyó una campaña de Crowfunding, se logró reunir los recursos para terminar el disco. El mismo se grabó  en “Ion” y “Circo Beat”, dos de los estudios más prestigiosos de Latinoamérica y se edita bajo el prestigioso sello discográfico “Random Records”.
La edición de lujo contiene un CD con doce canciones, entre ellas los hits de Moacir “Marcha do travesti” y el tango “Jugador Ebrio”,  éste último interpretado a dueto junto a Sergio Pángaro.
La edición viene acompañada  con el DVD de la multipremiada película Moacir, con escenas nunca vistas y con subtítulos en cinco idiomas. La película ha recorrido  más de treinta festivales internacionales  de cine obteniendo numerosos premios y reconocimientos.
Además, la película va a estrenarse en televisión, en INCAATV, el 11 de mayo a las 20 hs.

Nota de Tomás Lipgot
Recuerdo con claridad cuando estaba filmando hace varios años Fortalezas y Moacir todavía estaba internado en el manicomio Borda. Se la pasaba cantando y decía que tenía canciones propias que había registrado en SADAIC en 1984, apenas llegó a Argentina. Nadie le creía mucho, yo dudé pero decidí ir a SADAIC. Afortunadamente todas sus canciones estaban guardadas. En ese momento, que coincidió con la externación de Moacir, comienza toda esta peripecia, que dio argumento a mi documental “Moacir”. Allí, dentro de la película, Moacir grababa su anhelado disco y la película terminaba alegremente. Pero las películas siempre son mejores que la “realidad”, al menos un recorte que inevitablemente simplifica. Se grabaron algunos temas pero el disco no pudo terminarse
Pero fue impresionante las pasiones que Moacir dos Santos ha desatado y, gracias a tantísima gente que colaboró de manera desinteresada, incluso aportando dinero para que este disco llegue a buen puerto, es que este proyecto pudo concretarse. ¡Y de que forma!, ya que hemos grabado el disco en estudios de primer nivel y con músicos y profesionales del mismo calibre.
Sólo resta agradecer a todos los que hicieron posible que el histórico y relegado sueño de nuestro querido Moacir sea posible.