Encuentro Latinoamericano de Teatro Independiente

1
7

El Pasado lunes quedó inaugurado el ELTI con una charla- debate acerca del Teatro Independiente en Argentina y la emblemática figura de Alejandra Boero. Hoy,y hasta el domingo, continúan las actividades. 

 

“En escena lo importante es el otro”

En tiempos donde el individualismo nos acecha, donde muchos no pueden dejar de mirarse el ombligo, hay gente (por suerte) que piensa en el encuentro con el otro, en la unidad, en la posibilidad de borrar fronteras y construir puentes invisibles que unan el alma y el pensamiento de los pueblos latinoamericanos. “Borrando fronteras” es precisamente el lema que resume el espíritu del Encuentro Latinoamericano de Teatro Independiente, que se viene realizando en la Ciudad de Buenos Aires desde el lunes 17 hasta el domingo 23 de septiembre con talleres, charlas-debate, intervenciones urbanas y espectáculos teatrales de diferentes países de América Latina (Chile, Brasil, Colombia, Perú y Argentina).  Organizado por del Grupo Umaminga (Florencia Suárez Bignoli, Verónica López Olivera, Maite Velo y Gabriela Julis), el ELTI tiende a mover e avispero, repensar modos de producción y compartir experiencias y  concibe el teatro como intercambio social, como posibilidad de reconocer en el otro la propia sensibilidad, el mismo candor. Alejandro Samek, actual director de la escuela de teatro de Andamio e hijo de  Alejandra Boero, no pudo definirlo de mejor forma: “Este encuentro toca uno de los temas centrales de la política de Argentina y de América Latina: El sueño de la Patria Grande. Nosotros podemos tener tradiciones y formaciones diferentes con nuestros hermanos latinoamericanos pero encontrarnos aquí es una maravilla porque se retoma lo mejor del espíritu del teatro independiente.”

El pasado lunes se inauguró el evento con una intervención urbana en el Obelisco. Siguió con una recepción a cargo del Grupo de Percusión TocaTambó y culminó  con un homenaje a Alejandra Boero y el Teatro independiente, en  el teatro Andamio 90´.   En dicho homenaje, Samek contó los orígenes de esta propuesta: “todo esto, que amenaza con ser bastante importante, empezó con algo muy chiquito: Un día, a la altura de Paraná y Viamonte, me crucé con Verónica López Olivera y con Gabriela Julis y me comentaron que tenían la idea de  hacer un encuentro porque habían estado viajando y conociendo gente. Pensaron, si nuestro presupuesto era acotado, en alojar a los elencos en sus casas, en darles de comer. Acepté inmediatamente. Hoy tenemos un proyecto notable que empezó a crecer cuando el Instituto Espacio Para la Memoria nos dio su apoyo.  Ana María Careaga, su directora, nos preguntó qué más necesitábamos y Verónica le propuso hacer algo en Plaza de Mayo. Eso transformó todo.” Hoy es una realidad que todos podrán palpar si se acercan a las diferentes actividades de la semana que tendrá su broche de oro, tal como lo soñaron, en la Plaza de las madres, con dos producciones de Perú (los Tambores y Rosa Cuchillo) y la participación de diferentes organizaciones de Derechos Humanos.

Cada jornada ofrecerá la posibilidad de pensar el Teatro Independiente, sus orígenes, su actualidad y la forma en que se concibe en los diferentes países y contextos sociales. La jornada del lunes giró en torno al desarrollo y evolución del Teatro Independiente y a la figura de Alejandra Boero, como emblema de lucha y perseverancia en el medio.

Natasha Koss (licenciada en arte, docente y secretaria de Asuntos Internaciones de la Asociación de Crítica e Investigación de Teatro) coordino la charla que contó con importantes figuras de la escena nacional.

Aquí recogemos algunos conceptos que el viento  no pudo llevarse, que avivaron el fuego vivo de la pasión por el teatro.

El teatro independiente: Ayer y hoy

En Argentina, fue Leónidas Barletta el que impulso el incipiente Teatro Independiente a través de la creación del Teatro del Pueblo en noviembre de 1930. Lejos del teatro comercial regenteado por empresarios, se proponía una forma social de expresión anclada en la fe, en el optimismo acérrimo de que el teatro podía cambiar el mundo. Rubens Correa, actual director del Teatro Nacional Cervantes pero que se define como hombre del Teatro Independiente, comentó: “Barletta nos enseñó que el actor no es sólo un trabajador que tiene que ganarse la vida, es un artista y como tal es responsable de lo que dice y de lo que quiere decir. Este concepto del actor libre-de-decir-lo-que-quiere sólo era posible si el actor era capaz de agruparse con otros, no por el dinero sino por ideales artísticos, ideológicos o de otro tipo. La única manera de ser libre en el teatro era autogestionarse.”

Dentro del racconto histórico, Roberto “Tito” Cossa  no dudó en señalar a Alejandra Boero como pionera de ese movimiento emergente: “Alejandra Boero fue la máxima figura de toda su generación. Aparte de su militancia, su rigor, su ética, era una notable actriz y directora. Podría haberse ganado la vida haciendo teatro comercial o en la televisión.  Es quizás el nombre mayor, después de Barletta por su condición de creador, del teatro independiente en Argentina porque logró perdurar en el tiempo. Teatro Nuevo, que era su teatro, pudo mantenerse y llegó a tener sala propia. ”

La palabra libertad se apoderó de los conceptos vertidos porque en un principio el teatro Independiente era también llamado Teatro Libre. Rubens Correa indicó que la idea de libertad estaba en la esencia del teatro Independiente y que a pesar de los embistes y los enemigos que han pasado logra conservar esa impronta. Hugo Urquijo, docente, director teatral y compañero de Boero en Nuevo teatro, reflexionó: “Es interesante hablar de libertad. El Teatro independiente se nutrió de la ideología antimilitarista en los años 30’,  tuvo una postura en general antiperonista en los 40´( hay que decirlo)  y durante todas las décadas siguientes, una actitud de profunda resistencia. El teatro es un arte colectivo, por eso los que lo conforman inevitablemente son seres que resisten a la ideología del facilismo y la especulación con la ideología del trabajo, que resisten al individualismo con la idea de grupo. De manera que el Teatro Independiente siempre ha resistido. Le cabe bien al teatro los versos del poeta Juan Gelman: “Hay que aprender a resistir/ Ni a irse ni a quedarse,/a resistir/ aunque es seguro/ que habrá más penas y olvidos”.

No faltaron las comparaciones (siempre odiosas) de épocas ni las dicotomías. “Tito” Cossa comentó: “En los primeros años se contaba con sala estable y elenco propio. La realidad social y política fue cambiando mucho (Este país provoca cada tanto sus turbulencias). Además, existía el principio de no cobrar dinero por hacer teatro aunque lo hubiera. Algunos llegaron al extremo de no querer que sus nombres figuraran en los programas porque eso alentaba el divismo (eran los talibanes de aquella época). Hoy  se conservan algunas cosas de aquel, como cierta actitud  ética en los actores y la imposibilidad de cobrar (porque pueden pero nadie les paga). Se trata de una ética que antepone lo que uno quiere hacer y lo que uno quiere decir.” Destacó además el nivel de profesionalización de las nuevas generaciones: “Hay una diferencia notoria: Nosotros terminábamos la función y nos íbamos al café a hacer la revolución hasta las 5 de la mañana. Estas últimas generaciones, que no creen en ninguna revolución, tienen mayor nivel profesional, en su calidad actoral y su trabajo con el cuerpo. Hay más sentido de la profesión, un ´Yo quiero hacer teatro porque quiero vivir del teatro´. Antes era un ´Yo quiero hacer teatro para acompañar la revolución que va a venir´”

José María Paolantonio, reconocido actor, director y dramaturgo, señaló: “En general el teatro independiente ha dado grandes actores, muchos escenógrafos, iluminadores pero no ha dado muchos autores. Así como el teatro comercial se ha olvidado de los autores, en el ámbito nacional el autor pierde un poco de importancia en el movimiento general. Un teatro cobra entidad no sólo porque los actores son bueno sino porque los autores pueden recoger la parte más profunda de un sentimiento o de una época. Hay que reconocer, de todos modos, la enorme importancia cultural que el teatro independiente ha tenido en nuestro país.”

Por su parte, Lautaro Delgado, actor y ex alumno de Andamio 90, lejos de las comparaciones y de la visión apocalíptica, prefirió hablar en términos de continuidades: Cada generación tiene sus problemáticas, sus contradicciones y su belleza. Creo que nosotros somos hijos de las primeras generaciones. Prefiero pensar en términos de herencia. Hay una cuestión militante en este teatro independiente, desde otro lugar, desde otra coyuntura política. A nosotros nos pasó el Menem por encima y seguimos vivos y la seguimos peleando.”

 

Alejandra Boero, la Madre Coraje del Teatro Libre

Así la definió Luis Ordaz en el capítulo que le dedica en su libro Breve Historia del Teatro Argentino. De impecable y tenaz trayectoria, Alejandra Boero, luego de ocho años en el teatro La Máscara, fundó, junto con Pedro Asquini, el Nuevo Teatro, una institución que motivó una nueva manera de construcción social del teatro. Hasta allí se acercaron varios jóvenes para aprender con ella las maravillas de un quehacer que les desbordó la vida. Hoy, ya son hombres mayores y personalidades reconocidas pero siguen vislumbrando en su recuerdo algo de la fuerza que supo transmitir.

Hugo Urquijo destacó su gran calidad de líder y su capacidad de gestión: “En 1998 me dijo que teníamos que crear una agrupación de directores de escena. Tenía la capacidad de agrupar gente y generar proyectos aun muy pocos años antes de su muerte. Nos convocó a Gandolfo, Villanueva, Genet, Francisco Javier y a mí para formar CADE (Centro Argentino de Directores de Escena). Así  le dimos entidad jurídica a nuestro trabajo. Alejandra hacía eso: agarraba el teléfono y sembraba semillas.”

Por su parte, Rubens Correa señaló: Todo lo que aprendí, la base, lo aprendí en Nuevo Teatro con Alejandra y Asquini. Aprendí de todo: sé electricidad, carpintería, pintura, hacer carteles, coser, destapar cloacas. Alejandra es una figura entrañable a quien me resulta difícil analizar en perspectiva. Inmensamente respetada,  era maestra de una manera de mirar la vida, de ser amplia. Fue directora cuando  las escuelas eran un lugar de hombres y ella defendía mucho el lugar de la mujer.”

Cuando Nuevo Teatro cierra sus puertas, acosado por las deudas, nace, casi inmediatamente, Andamio 90´. Los alumnos y (algunos) después profesores o directivos de Andamio, que estuvieron cuando se empezaron a levantar esas paredes que participaron y aprendieron ahí la práctica del trabajo teatral, también quisieron brindarle su homenaje. Daniela Katz señaló: “Transmitía una pasión por el arte que hacía que uno tuviera ganas de participar”. Paula Ransenberg agregó: “Me hizo sentir el teatro como una religión-laica. Pasaron los años y cada vez la pienso más y dimensiono todo lo que fue y lo que hizo, no como algo abstracto, sino con su fuerza educadora, su rigor, su constancia. Siempre la tengo cerca y le agradezco por haber abierto esa puerta para nosotros. Todos fuimos semilla de Andamio y de Alejandra.”

Guillermo Parodi, actual director del Instituto Nacional del teatro remarcó: “Aprendí que el teatro independiente es la capacidad para aglutinarse, para construir juntos, para trabajar pese a todo, como sea, a cualquier hora y poner huevos, el alma y todo lo que uno tiene. El teatro independiente en estos ochenta o noventa años ha crecido mucho y creo que Alejandra y muchos otros han puesto su historia, su alma y su pensamiento para que eso sea posible, lo han hecho porque sí, porque tenían ganas. Ese desarrollo tuvo que ver con los teatreros del país que exigieron  la Ley Nacional de Teatro.”

Marcelo Bocossi, director de la escuela de Andamio 90´, recordó: “Antes de irse me pidió que cuidara mucho esta escuela y a los chicos. Creo que hemos tomado ese compromiso y seguimos luchando. Hoy sigo en la militancia del Teatro Independiente, compartiendo proyectos con alumnos, incorporando a las nuevas generaciones para mostrarles que la única forma de hacer es haciendo.”

Todos destacaron su lugar de maestra, que formó alumnos pero también nuevos maestros, su actitud  militante y rol como organizadora institucional. Una breve anécdota la pinta de cuerpo y alma. Manuel Iedvabni contó que, antes de morir, Alejandra Boero lo llamó para despedirse y le hizo la siguiente pregunta: “¿Vos crees que el teatro sirve para algo?” Del otro lado del teléfono sólo hubo silencio y asombro pero Alejandra dio la respuesta: “sí, toda la vida he creído que el teatro sirve para algo.”

“El teatro sigue sirviendo para algo más allá del espectáculo que ofrece. El teatro independiente siempre se ha caracterizado por su compromiso político y su reforma social. No importa donde transcurrieran las obras (en Rusia, en Noruega, en Buenos Aires, en cualquier parte), siempre se nos hacía reflexionar sobre la situación que estábamos viviendo en nuestro país y en nuestro momento” concluyó Alejandro Samek.

No quedamos con una frase que Florencia Suárez Bignoli arrojó, muy emocionada, al final del debate: “Alejandra siempre decía que en escena lo importante es el otro”. De eso se trata este encuentro, de abrir puertas, estrechar lazos y abrazar almas hermanas.

 

 

 

CRONOGRAMA

JUEVES 20:

 10 a 13hs. Taller de Performance Ritual – Grupo Darte Perú Fusión

Lugar: Andamio 90 (Paraná 660)                                                                                             Arancel: $100

 18 a 20hs. Conferencia “Biodrama” a cargo de Vivi Tellas. Invitados: Mariana Orbersztern y Carla Crespo, entre otros.  Argentina

Lugar: Andamio 90 (Paraná 660)                                                                                                    Entrada libre y gratuita – Capacidad Limitada

 21hs. “La vida invisible”. Brasil

Lugar: Andamio 90 (Paraná 660)                                                                                                Localidades: $50 (Estudiantes y jubilados: $40)

 

 VIERNES 21:

 10 a 13hs. Taller “Entrenamiento Dramático de los objetos” a cargo de Ana Correa del Grupo Yuyachkani. Perú

Lugar: Andamio 90 (Paraná 660)                                                                                                     Arancel: $200

 18 a 20hs. “Dirección ¿figura necesaria en el oficio de crear?                                                       Espacio de Debate guiado por Juan Brith y Víctor Acum Rayumil, de Chile. Directores invitados

Lugar: Andamio 90 (Paraná 660)                                                                                                 Entrada libre y gratuita – Capacidad Limitada

 21hs. “Con mis pies en tu tierra”. Colombia (FOTO)

Lugar: Andamio 90 (Paraná 660)                                                                                                    Localidades: $50 (Estudiantes y jubilados: $40)

23hs. “La dieta del calando”. Brasil

Lugar: Andamio 90 (Paraná 660)                                                                                     Localidades: $50 (Estudiantes y jubilados: $40)

 

 SÁBADO 22:

 10 a 13hs. “Taller de Entrenamiento Dramático de los objetos” a cargo de Ana Correa del Grupo Yuyachkani. Perú

Lugar: Andamio ´90                                                                                                                                  Arancel: $0 (el costo total del taller, por los dos días, es de $200)

15 a 17hs. Conferencia: “Entepola, 26 años de trabajo” a cargo de Rubi Figueroa Ávila. Chile

Lugar: Andamio ´90                                                                                                                    Entrada libre y gratuita

 Actividad en Plaza de Mayo auspiciado por Instituto Espacio para la memoria:

 Desde las 18hs

“Los tambores”. Perú  

Lugar: PLAZA DE MAYO                                                                                                                 Entrada Libre y Gratuita

“Rosa cuchillo”. Perú

Lugar: PLAZA DE MAYO                                                                                                              Entrada Libre y Gratuita

Simultáneamente se estarán recibiendo llaves para participar de la construcción del Monumento ala Mujer Originaria, impulsado Osvaldo Bayer y Andrés Zerneri.

Dentro de los invitados para esta actividad se encuentran:                                                                     –  Representantes de los organismos de Derechos Humanos.                                                           –  Secretaría de Cultura dela Nación                                                                                      – – Legislatura porteña                                                                                                                                     – Agregados Culturales de las Embajadas de: Chile, Perú, Brasil y Colombia.                                                                      – Artistas de amplia trayectoria del ámbito teatral.

 22.30hs. “La razón blindada” Argentina

Lugar: Andamio ´90                                                                                                          Localidades: $50 (Estudiantes y jubilados: $40)

 

 DOMINGO 23:

 16hs. “Vía”. Argentina

Lugar: Andamio 90 (Paraná 660)                                                                                    Localidades: $50 (Estudiantes y jubilados: $40)

 20hs. “Confesiones”. Perú

Lugar: Andamio 90 (Paraná 660)                                                                                      Localidades: $50 (Estudiantes y jubilados: $40)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Verónica:

    Deseo informarte que el jueves 29 a las 15.30 en el Centro Cultural Rojas se llevará a cabo el acto de Los Premios Teatro del Mundo y ELTI está nominado.
    Felicitaciones.
    Linda Máximo Jurado y Coordinadora de Teatro Extranjero.