No habrá paz para los malvado

0
8

La ganadora de los principales premios Goya inaugura el ciclo Madridcine 2012.

En forma alternada, desde hace ocho años, se vienen organizando los ciclos Madridcine (años pares) y Argencine (impares) entre nuestro INCAA y la Consejería de Cultura y Deportes de la Comunidad de Madrid.

Esta cuarta muestra de Madridcine presenta probablemente la delegación más rica y nutrida hasta el presente con varios invitados de lujo. Quizás el lote de películas no esté al mismo nivel de nuestros visitantes pudiendo por ejemplo lamentarse que dos de los títulos más representativos de la muestra ya hayan sido presentados en Pantalla Pinamar, lo que es seguramente el resultado de que quien conduce ambos eventos (Carlos Morelli) es la misma persona. ¿Con una producción anual de alrededor de 100 películas en España y siendo la oferta teórica posible el doble, dado que la muestra se hace cada dos años, no podrían haberse incluido otros títulos? Esta afirmación parece incluso difícil de desvirtuar si se tiene en cuenta que en los últimos años el número de estrenos españoles tiende a cero!

Antes de entrar de lleno en el análisis de la película que inauguró Madridcine 2012 algunos párrafos referidos a la delegación española que, vale la pena la aclaración, está fundamentalmente integrada por artistas que no son de la capital española, como ellos mismo fueron aclarando durante su presentación.

Dos directores con carreras muy disímiles se hicieron presentes. El vasco (de Navarra) Montxo Armendáriz es bien conocido en nuestro país por ?Tasio?, ?Las cartas de Alou?, ?Historias del Kronen? y ?Secretos del corazón? y la que ahora presenta (?No tengas miedo?) ya se vio en Pinamar. Gerardo Olivares, el otro realizador es andaluz (Córdoba) y sus primeros dos largometrajes, inéditos en nuestro país, transcurrían en el norte de África. Con enorme simpatía y fuerte acento de Andalucía presentó ?Entrelobos?.

Varios actores famosos nos visitan: Imanol Arias, Juanjo Puigcorbé y Karra Elejalde, el primero catalán y el segundo vasco que compartieron los roles centrales de ?El dedo en la llaga? de Alberto Lecchi (1996) que se presenta el martes 24 de julio.

Puigcorbé recibió de manos de Liliana Mazure un tributo a su carrera mientras que Leonardo Sbaraglia fue homenajeado por las autoridades españolas presentes, que incluyeron al nuevo embajador de España en Argentina. A destacar la copiosa producción española o en coproducción con Argentina de la década pasada que lo tiene a Sbaraglia como actor. Su discurso en la sala Gaumont el miércoles18 fue muy emotivo y el actor se quebró en más de una oportunidad.

Pese a que la inauguración estaba anunciada para las 20:30 el numeroso público presente, con gran afluencia de socios del Cine Club Núcleo, recién pudo ver la película inaugural a las 22 horas.

?No habrá paz para los malvados? venía precedida de fuertes atractivos al ser la ganadora de seis premios Goya que incluyen mejor película, director, actor principal y guión original. Ninguno de esos galardones fue a ?La piel que habito? que con 16 nominaciones (dos más que la gran ganadora) sólo se llevó cuatro y apenas uno de los principales (Elena Anaya como mejor actriz).

Vista ahora ambas, y en coincidencia con el comentario de un colega de la Asociación de Cronistas, resulta difícil entender el veredicto que privilegió a la película de Enrique Urbizu frente a la de Almodóvar. No es que ?No habrá paz para los malvados? carezca de méritos pero en definitiva se trata de un film de género de un tema algo trillado en la cinematografía mundial. En efecto, Santos Trinidad, el personaje central muy bien interpretado por José Coronado, es uno más de tantos policías corruptos que han habitado las pantallas del cine mundial.

En una escena inicial muy bien resuelta el policía, en avanzado estado de borrachera, se ve involucrado en un triple asesinato. De allí en más su mayor preocupación es capturar a un testigo del crimen y a lo largo de casi dos horas la cámara sigue por un lado a Trinidad y su desesperada búsqueda y por el otro a una jueza que intenta desentrañar los motivos y causas de la matanza.

La película está muy bien filmada, quizás su mayor mérito, pero da excesivas vueltas y hasta puede volverse algo confusa para quien no esté muy atento. Hay una vuelta de tuerca final que podría justificar el Goya al mejor guión pero en el balance se trata apenas de un buen film policial aunque no sobresaliente.

Su director, Enrique Urbizu, es casi desconocido en nuestro país ya que apenas uno sobre ocho largometrajes (el irrelevante ?Todo por la pasta?) se estrenó en Argentina. Es de lamentar que ni el director ni su actor central estuvieran presentes en la muestra. Dado que es poco probable que se estrene localmente se recomienda verla en la Sala Gaumont en las funciones del sábado 21 (19:30), lunes 23 (22:00) o miércoles 25 (17:00).

Unite al grupo Leedor de Facebook y compartí noticias, convocatorias y actividades: http://www.facebook.com/groups/25383535162/
Seguinos en twitter: @sitioLeedor

Publicado en Leedor el 21-07-2012