Expo bateria y Drumfest

0
12

El domingo pasado se celebró este potente evento que logró hacer oíble el panorama de bateristas argentinos. Estuvimos ahí.UNA CELEBRACIÓN EXPLOSIVA

2ª EDICIÓN DEL EXPO BATERÍA & DRUMFEST EN LA SALA LA MARQUEE. CELEBRADA EL DOMINGO 24 DE JUNIO DEL 2012.

Son pocas las veces en que uno se encuentra con algo especial, con sonidos que te acompañan, con momentos que son irrepetibles. Experiencias únicas creadas desde la ilusión, la emoción y la pasión han de ser comunicadas y valoradas. Son propuestas que pese a los contratiempos, sobreviven y promueven escenas quizás disimuladas, pero vivas, quizás más pequeñas, pero potentes.

Rodrigo Chara, baterista del grupo Almangel, es el realizador de este sueño que vimos hecho realidad el domingo pasado en la sala Marquee (Scalabrini Ortiz, 666). Un evento que intenta hacer oíble el panorama de bateristas argentinos y hacer visible diferentes marcas nacionales que trabajan construyendo elementos y complementos de este ensamblaje de pedazos de culturas sonoras. En palabras de Rodrigo, la ilusión continua y crece: “Estoy contento. La idea es irse superando Festival a Festival. En relación al anterior Festival creció en cantidad de gente. La idea es que vuelva a crecer la escena baterística acá en Buenos Aires. Antes se hacía en teatros y ya no se volvió a hacer más. Ahora lo estoy volviendo a hacer yo y está la aceptación de la gente. Lo bueno de esto es que son bateros locales. La idea es que entre actuación y actuación la gente pueda visitar la exposición”.

El domingo hubo cinco bombas de tiempo a las que no les faltaron manos para hacerlas vibrar. Los encargados de prender las diferentes mechas fueron músicos y amigos entre ellos. La mayoría alternan sus proyectos musicales, con clínicas y exhibiciones. Quizás por esta camaradería, se respiraba en todo momento un amor por el compartir trucos, estilos y experiencias.
Eduardo Giradina, de manera cómplice y simpática se encargó de presentar y transmitir con palabras lo que luego los músicos corroboraron con sus instrumentos.
Con sus respectivas performances dejaron claro que pese a que el instrumento es parecido, incluso de una misma marca (Solidrums) y no ha sufrido muchos cambios desde su creación, la materia prima la pone el músico. Gabriel Pedernera afinaba más y comentaba: “Me parece que está bueno encontrar una personalidad propia de esta época en esta tradición (?) El sonido básico está en la mano. Está lo que uno le da al instrumento y de ahí también sale el sonido. Es la búsqueda de cada uno. Cuando uno hace música lo que suena siempre es lo que uno tiene adentro. Uno está muy expuesto al expresarse de esa forma. Pero hay que aprender a canalizar las emociones para hacer brillar la música” y continua aconsejando a los que empiezan diciéndoles “que lo más importante es no ponerse límites. En la década del 80 y el 90 se hizo como medio futbolera la música, entonces o eras de un clan o eras de otro. Yo creo que esas barreras no tienen sentido, la música es música toda. A mi me hubiera gustado de más chico que nadie me hubiera hablado de esas divisiones que la música hubiera sido siempre libre. Yo cuando era chico no, si vos sos rockero no tienes que escuchar tal cosa o no tenés que escuchar tal otra. No hay que rechazar nada. Ahí es donde empieza el estancamiento mental”. En este caso cada intervención tenía su sonido propio, su manera de agitar, su modo de comunicar y llegar al espectador.

Rodrigo Chara contó con el acompañamiento de las guitarras de Conejo Fernández y Mariano Montero, su intervención sirvió para romper el hielo. Pablo González integrante de la nueva formación de la banda Sur Oculto, aportó ritmos jazzísticos y apuntes feroces que empezaron a hacer rugir al público. Se arropó en un momento de su intervención con las guitarras de Pablo Rugiro y un Ezequiel Cantero brillante y prometedor. Tocó el turno luego de Tomás Sainz, interpretó ensayos propios o propuestas que ya trabaja en sus respectivos proyectos, Electrohope o Aeroscopia. Fuerte, seco, su energía hacía desplazar de su lugar, repetidas veces al instrumento. El baterista de Eruca Sativa, Gabriel Pedernera, fue el que más interactuó con el público, comentó, interpretó y enseñó. Sebatian Peiceré, quizás el más veterano de los ahí presente, maestro y referente de muchos de ellos, dio toda una clase en lo que para él solo fue un calentamiento.

Durante varias horas, la gente siguió encantada éstas performances que tuvieron su momento de máxima detonación, cuando todos los músicos más alguna que otro más – el mismo conductor de la velada y Ezequiel Ghilardi – subieron al escenario y tocaron improvisadamente juntos, compartiendo incluso instrumento. Demostrando alegremente un apabullante rico juego sonoro, alternando solos. Ahí más de uno desenfundó su cámara para registrar una exhibición que se transformó en una fiesta.

El público, en su mayoría masculino, joven y batero, vino a escuchar, a buscar y también a aprender. La oportunidad de ver a tus ídolos, tan de cerca, incluso poder preguntarles tus dudas o comprobar en directo como se comunican con su instrumento es única. Si bien ahora la posibilidad de intercambiar estos conocimientos es más asequible, gracias a las nuevas tecnologías de la información, este tipo de iniciativas, pretende rescatar y hacer prevalecer el contacto directo, la escucha en tiempo real, la generación de espacios de interacción musical.

A mi lado una de las pocas chicas bateras siguió atenta cada una de las performances. En el escenario de las dos ediciones no hubo ninguna protagonista comentamos. Para Rodrigo Chara una de las intenciones es que pueda llegar ahí alguna, pero el listón está alto. Quizás en venideros Festivales, oigamos que sonidos buscan las mujeres. La pasión entre ellas parece crecer y gracias a iniciativas como las de Rodrigo tienen fuentes de experiencia, al alcance de la mano. “Para el mes que viene vamos a Rosario, Córdoba y San Luís”.

Unite al grupo Leedor de Facebook y compartí noticias, convocatorias y actividades: http://www.facebook.com/groups/25383535162/
Seguinos en twitter: @sitioLeedor

Publicado en Leedor el 1-07-2012