Ana Dragone

0
13

Una artista vinculada al río y a cifrados americanistas en Arte Insight de Buenos Aires.ANA DRAGONE en la Rue des Artisans

por Julio Portela

En la Rue des Artisans, otro sitio emblemático de la ciudad de Buenos Aires, con los auspicios de la Municipalidad de Campana se presenta la artista plástica ANA DRAGONE, quien por su nacimiento en esa ciudad y su formación en la de Buenos Aires reúne la particularidad de pertenecer a los artistas vinculados al río.

Es esa unión con el río la que prevalece en los colores de sus composiciones cuando emplea el tierra de Siena, el verde musgo, los grises característicos de la tonalidad del agua, los toques en amarillo como destellos en la suprficie, todos ellos sutilmente advertidos, que representarían la separación entre la tierra y el agua.

Quizás también estarían subrayando el enlace de ambos elementos en la naturaleza por una complementación existente desde el origen.

Percibimos a la vez, ciertos signos enigmáticos que representarían ideas según los símbolos elegidos. En nuestro caso expresarían el desarrollo natural del río en su fluir y en su acción de corroer las costas.

Pareciera se tratara de símbolos utilizados por las civilizaciones americanas originales para transmitir su pensamiento a la posteridad.

En la construcción de sus composiciones se percibe, a veces,el empleo de trozos de gasa adheridos al soporte, que al ser pintados provocan transparencias que en contacto con las tonalidades elegidas, se presentan visualmente como superficies tratadas con tiza.

En otras ocasiones las técnicas mixtas o las tintas presentadas incluyen esquemas con intención de movimiento en direcciones variadas.

Se trata de una muestra que merece ser contemplada para apreciar sus mensajes cifrados y su carácter netamente americanista, que transmite como discípula de Alberto Delmonte, quien en su momento incursionó en la corriente de la abstracción constructiva rioplatense.

Publicado en Leedor el 30-07-2011

Compartir
Artículo anteriorLoco y estúpido amor
Artículo siguienteRosa brillando