Daniel Corvino

0
15

La pintura social de Daniel Corvino y su encrucijada urbana.DANIEL CORVINO. Encrucijada Urbana
Galería Rubbers Internacional
Avenida Alvear 1595. Buenos Aires.

Hasta el 30 de octubre de 2010.

La pintura de hechos políticos y sociales ha sido siempre una tradición en la historia del arte en Argentina.

En el Buenos Aires de hoy, la fuente de inspiración de los artistas se encuentra al alcance de sus manos con sus huelgas y protestas políticas y sociales que indefectibles ganan las calles a diario. Es como si se tratara de un espectáculo que se repite y nutre en sus arterias como un medio propicio para el reclamo, para proyectarse y luego imitarse en el resto del país y en el exterior.

Pareciera que los medios idóneos del arte para registrar estos fenómenos fueran la fotografía o la cinematografía; la primera porque inmortaliza un hecho en el mismo instante de la toma y la segunda porque le otorga movimiento en su proyección.

Sin embargo, Daniel Corvino ha preferido expresarse a partir de la pintura, seguramente convencido que en su tratamiento pueden narrarse los hechos con el agregado de la emoción que transmite el artista.

Nos encontramos con paisajes urbanos donde la fuerza de las imágenes se percibe por contraste entre los grupos participantes o por el color que diferencia y otorga dramatismo a las agrupaciones captadas. La atmósfera ciudadana lograda es notable con la pintura de los edificios públicos vigilantes por origen, frente a los cuales o por sus calles marchan los grupos portando los símbolos de la protesta en banderas o carteles.

Los edificios públicos también actúan por contraste en las escenas, el frente de los Tribunales queriendo imponer su tradición en el orden y la justicia. El Obelisco como ?centro social? de todo reclamo.

En alguna escena los grupos representados se diferencian por oposición entre los obreros en su protesta por conseguir algo perdido o justo y los cartoneros que se ganan su sustento con las cosas abandonadas en la vía pública que recuperarán y luego venderán.

Lo más notable en todas las pinturas es la representación de los personajes y el color de su definición teniendo en cuenta que trabaja con multitudes; sin embargo observando las vistas se establecen diferencias entre estos seres anónimos que integran cada escena pudiendo detectarse con mirada serena, personalidades ajenas a la masa.

Los azules, los negros y los violetas con que juega Corvino en sus escenas son notables porque otorgan fuerza y dramatismo de conjunto.

Nos atrevemos a asegurar que en una historia de la pintura social de nuestro país Daniel Corvino será reconocido como un artista destacado.

Recomendamos muy especialmente esta exposición.

Publicado en Leedor el 13-10-2010