Arteba 2010: Faría Fábregas

0
7

Visitamos el stand de Faría+Fábregas Galería (Venezuela) que trae una propuesta sumamente interesante en videoarte.La Galería Faría+Fábregras (stand L106), dirigida por Henrique Faría y Ana Teresa Fábregas, abrió sus puertas en el año 2007 como una iniciativa dirigida a proyectar y promover, tanto en Venezuela como a nivel internacional, obras de arte modernas y contemporáneas, principalmente de artistas venezolanos y latinoamericanos, con un fuerte énfasis en la abstracción geométrica y el conceptualismo. No sólo tiene una presencia fuerte en Caracas, sino también en New York, donde se encuentra la galería Henrique Faría Fine Art.

Faría+Fábregas Galería mantiene un riguroso programa de exposiciones y participa continuamente en ferias internacionales de arte. Sus clientes incluyen coleccionistas privados, museos, fundaciones y colecciones corporativas. La selección de artistas abarca desde los pioneros del arte moderno y cinético de comienzos de los años cincuenta, hasta la generación actual de artistas que continúan la tradición abstracta y la conceptualista. El stand de la galería presenta una propuesta totalmente contemporánea, íntegramente compuesta por videoarte de artistas venezolanos y un relato curatorial muy trabajado.

En una charla con Henrique Faría, uno de los directores de la galería, nos explicó la intención de poder abarcar la mayor parte de la producción artística venezolana con elementos fundamentales, en el marco del trayecto del video arte. Para ello parte de la obra de Magdalena Fernández, quien influenciada por el constructivismo ruso, y más específicamente la obra de Kazimir Malevich, ?Cuadrado negro? de 1913, crea el video que se exhibe en la Feria. Esta obra consiste en un cuadrado que, a partir de la acción directa de agua, pareciera expandirse y contraerse. Durante la duración del video podemos observar el comportamiento del cuadrado negro, que se ve afectado por las deformaciones ópticas que produce el movimiento del agua en él. A partir de esta obra tenemos por un lado la obra ?Análisis?, de Alessandro Balteo, que consiste en el dibujo de una cuadrícula que una vez concluida comienza a desaparecer. El artista dibuja cuadrados hasta que su mano se cansa, y en ese momento el dibujo que se desdibuja, retrocede sobre sus pasos. Como nos comentaba Henrique Faría, esta obra puede leerse no sólo desde el punto de vista puramente formal, sino como una metáfora del arte y de la vida que avanza y retrocede todo el tiempo. Así también, Muu Blanco exhibe su trabajo, con un video de la serie AA (Abstracciones Paisajísticas) que ofrece una visión invertida, dislocada y yuxtapuesta del paisaje. Una investigación acerca del proceso de implantación de la modernidad en esta ciudad, hasta llegar al arte performático. Yeni y Nan, nombre artístico de las artistas Jennifer Hackshaw y María Luisa González, presentan una selección de imágenes de algunos eventos corporales, ?Autológica entre agua + aire?. Es así como la gestualidad de su inmersión en el agua nos da la imagen y memoria de los ciclos naturales del origen, y sus lentos movimientos nos remiten tanto a la extensión de los mares en los que surgió la vida como a la concentración casi amniótica que en los containers de plástico estrechan sus movimientos antes de alcanzar su salida. Ambas artistas analizan no sólo la dimensión humana que aporta el performer, sino también su interacción con el paisaje y la relación arte-vida.

En ambos extremos de la sala observamos los videos que tienen un contenido político más explícito. Por un lado, la obra de Carlos Castillo, que constituye un relato del comienzo de la decadencia de Venezuela a partir de elementos simbólicos tomando como punto de partida el auge del petróleo en los ?70. Momento en el cual, en lugar de seguir el desarrollo esperado, el país comenzó un camino cuesta abajo. Para concluir, en el otro extremo observamos la obra de Alexander Apóstol, en la cual el artista intenta plasmar lo que considera ?el fracaso de la Modernidad? a través de una vivienda cuyo interior revela el olvido y abandono. Los personajes que viven en este espacio castigado y marginal se hallan sentados frente a un televisor, mirando un documental que muestra la vieja promesa de desarrollo que a ellos los ha dejado fuera.

Henrique Faría nos comentó que Caracas está viviendo un momento difícil y violento en todos los ámbitos. A pesar de la dificultad de generar un clima propicio para el arte, existen iniciativas privadas que apoyan el arte y siempre hay artistas que tratan de sortear las dificultades y hacer un trabajo digno. Consideramos que esta Galería es un ejemplo de esas iniciativas y un stand imperdible de arteBA?10.

Agradecemos a Henrique Faría por su amabilidad.