Casting de Feizbuk

0
8

1300 personas en el Konex en lo que seguramente será el casting del año.
Este casting fue una fiesta

Desde el primer momento sabíamos que este casting sería todo un suceso. Muscari buscaba completar el elenco para su Megaproyecto ?Feizbuk? en Ciudad Cultural Konex a realizarse en julio próximo. Siete elencos para siete funciones por semana.

Los preparativos de la obra comenzaron en marzo con el trabajo del ?elenco de investigación? (16 personas) al que se sumaron algunos actores invitados. El resto para alcanzar los 49 debía surgir del casting. Las más de 8000 visitas al blog en las últimas semanas, preanunciaban que la convocatoria del director de teatro más productivo del momento iba a ser multitudinaria. La expectativa generada era mucha. Eran varias las personas que se buscaban para el proyecto y no había condicionamientos previos. El casting era abierto a todos los que quisieran participar. Desde muy temprano era interminable la fila de aspirantes a ocupar un espacio en la obra de José María Muscari.

El sábado 17 concurrieron al Konex alrededor de 1200 personas. Muscari quería que todos tuviesen la oportunidad de mostrarse, pero ese día de 11 a 15 era obvio que no alcanzaría. Se decidió prolongar la audición varias horas más y fue necesario dar números para continuar el domingo. La gran mayoría pudo participar, los que fueron llegando más tarde (cerca de 300) quedaron afuera.

Dijo el director: ?hace años que mucha gente me pide su oportunidad de mostrarse, así estoy, viendo 900 personas en 2 días. Solo se ve algo de ellos, lo que se puede, lo que te dejan ver, lo que se animan…pero confío en mi percepción, esa es la verdad…. estoy agotado…es filtrante, pero creo será muy positivo…lo creo de verdad…vale el gran esfuerzo!?

Si bien la gran mayoría fueron jóvenes, hubo gente de todas las edades desde 17 hasta 78 años (Sí, 78) y de todas las características imaginables.

Más allá de la lógica espera y ansiedad, el ambiente fue de alegría. Parecía la antesala de un festival multitudinario.

He presenciado en los últimos tiempos varios eventos similares, pero en este se respiraba algo distinto. Había nervios, lógico, pero lo que primaba era la alegría. Porque el lugar era el adecuado (la sala elegida y los espacios del Konex albergaron a todos con comodidad), porque el trato de Muscari y de todos los colaboradores era afectuoso y contenedor y porque además cada uno de los asistentes confirmaba que su singularidad era importante y respetada. Los números que se repartieron fueron para ordenar la entrada y para organizar las fichas pero en el escenario todos tenían un nombre, una presencia real con todos sus atributos personales, su sensibilidad y su creatividad a flor de piel. Más allá de las consideraciones y expectativas de cada uno de los presentes acerca de su propia performance, todos se fueron contentos porque pudieron participar del encuentro y fueron dueños de ?su? momento para mostrarse en el imponente escenario del Konex.

Nadie pone en duda que Muscari es uno de los directores/dramaturgos más prolíficos del momento. En los últimos tiempos vimos ?Auténtico? (reestrena el 6 de mayo), ?Escoria?, ?Julio César?, ?Fuego entre mujeres? (va de jueves a domingo en el Petit Tabaris), ?El anatomista? (va de miércoles a domingo en el Regina)…se viene su trabajo actoral en ?Pirañas? junto a Gerardo Romano y Carolina Papaleo, está grabando un unitario para televisión, en julio se larga ?Feizbuk?…

Alrededor suyo hay personas que lo acompañan y colaboran en el trabajo. Son como una familia en la que cada uno realiza su aporte creativo, sin prejuicios, con afecto, talento y gran capacidad de trabajo. Su producción parece no detenerse nunca.

Cada vez que el factor Muscari (Teresa Gatto dixit) da la sensación de que se detiene, aparece otro proyecto sacudiendo la monotonía teatral y sorprendiendo a todos en el momento menos pensado con propuestas creativas y movilizantes. Muscari tiene una concepción del teatro muy clara y la lleva adelante con su estilo personal. Como le ocurre a todo el que produce, a su alrededor se generan todo tipo de ideas y de opiniones. Sus obras pueden analizarse y criticarse desde distintos puntos de vista, habrá quienes las disfrutan y quienes las rechazan, quienes la valoran con una o con cinco estrellitas, quienes se sorprenden y quienes se alarman, pero de lo que no hay duda es que siempre apuntan a lo más profundo de la percepción del espectador, alterando ese equilibrio inestable que todos nos construimos y por eso sus obras a nadie le pueden resultar indiferentes.
Los tiempos de Muscari son vertiginosos, luego del casting del sábado y domingo, el lunes 19 ya estaban conformados los 7 grupos y los días y horarios de función:

1- Feizbuk Míticos: ?7 que ya hicieron Muscari?, los miércoles a las 21.

2- Feizbuk Sex: ?7 chicas trans con chicos gays?, los jueves a las 21.

3- Feizbuk Tours: ?7 extranjeros de cualquier lugar?, los viernes a las 21.

4- Feizbuk Hot: ?7 perras y chongos a full?, los viernes a las 23.

5- Feizbuk Stars: ?7 que la fama los merodea?, los sábados a las 21.

6- Feizbbuk Teens: ?7 pendex en estado de ebullición?, los domingos a las 19.

7- Feizbuk Freaks: ?7 rarezas varias del montón?, los domingos a las 21.

Consultado Muscari acerca de la estructura que tendrá Feizbuk, considerando que son varios elencos muy distintos entre sí, esto nos adelantó:

?la misma obra

el mismo texto

el mismo dispositivo de puesta

pero con particularidades propias de cada elenco

un único texto reinterpretado en 7 versiones?

Todos sabemos que el teatro es un ritual de vida efímero que nace y muere en cada representación y que ésta resulta única e irrepetible cada día, aunque todos los elementos de la puesta sean iguales y aún considerando los mismos espectadores.

No obstante, comúnmente consideramos que dos personas vieron la misma obra aunque hayan ido a funciones distintas.

Ahora, ¿que sucede en Feizbuk?

Porque no se trata solamente de funciones distintas o de diferentes actores cada noche, sino de miradas y concepciones disímiles determinadas por las características particulares de cada grupo. Aunque el texto dramático y otros elementos sean los mismos, ¿cuál es Feizbuk??

El que va el sábado, ¿verá en realidad la misma obra que el que va el domingo?

¿Alguien podrá decir que vio Feizbuk si no vio las 7 versiones?

La producción tan particular de Muscari nunca deja de sorprender y siempre queda la puerta abierta para un sinfín de miradas posibles.

Publicado en Leedor el 22-04-2010