Fuego Futurista

0
12

Artes visuales, literatura, cine, teatro, danza, arquitectura y moda que unen en el fuego sagrado de las vanguardias. Hasta el 4 de julio en Proa. ¡Imperdible! Para celebrar los 100 años del Futurismo, llegó a la Argentina la Colección del Museo di Arte Moderna e Contemporanea di Trento e Rovereto de Italia; un exquisito museo ubicado en la cima de una montaña que fue a su vez la casa de Fortunato Depero, representante esencial de la vanguardia italiana. Allí, se alberga la mayor cantidad de obras del movimiento futurista que hoy se exponen de manera impecable en Proa, bajo la curaduría de Gabriella Belli, Directora del MART.

- Publicidad -

Siguiendo la línea de Marcel Duchamp, una obra que no es una obra de arte, la muestra con la cual Proa en su reapertura del 2008 dio el puntapié inicial, se presentan hoy las 240 obras que llegaron a Buenos Aires, para revelar la riqueza multidisciplinaria de la vanguardia italiana que nació en 1909, cuando el poeta Filippo Tommaso Marinetti publicó en ?Le Fígaro? el Primer Manifiesto del futurismo.

Nos recibe entonces Luigi Russolo, emblema del Futurismo, con el bellísimo lienzo ?Profumo? (Perfume) de 1910 y una reconstrucción de la ?Intonarumori. Crepitatore? (Entona-ruido. Crepitator) de 1914, que se expuso el pasado 2009 en la XXIV Bienal de Venecia, en el Centro Pompidou de París y en la Tate Modern de Londres para celebrar el centenario futurista. Este entonador de ruidos causó una verdadera revolución en la música italiana que en este acto de representar la velocidad, fue sin duda su mejor aliado. Junto a las obras de Russolo no podían faltar las de Carlo Carrá, Giacomo Balla, Gino Severini, Giannetto Malmerendi, Roberto Baldessari y otras, entre las cuales se destacan los collages sobre madera realizados por Marinetti y Francesco Cangiulo; la fascinante poesía futurista del creador del manifiesto y de Armando Maza; ?Vallombrosa?, la asombrosa obra de Emilio Pettorruti, junto a sus figuras de 1917 y 1918; el libro ?Palabras en libertad futuristas, táctiles, térmicas y olfativas? de Marinetti y el fantástico lienzo de Tullio Crali, ?Incuneandosi nell?abitato? que ilustra esta nota.*

Son un capitulo aparte las obras de Fortunato Depero; la visita vale incluso, solamente para redescubrir a este artista. Y una colección de fotografías realmente imperdible.

La exposición termina con un documental de 20?40? fruto de la investigación de Cecilia Rabossi de ?Marinetti en Sudamérica. Crónica de sus viajes (1926/1936)?, donde se realiza una interesante reflexión sobre esta polémica figura que celebraba la guerra y atacaba duramente a la mujer. La muestra, sintetiza de esta forma la riqueza un movimiento, pero sin olvidar los puntos altamente cuestionables de un tiempo nefasto atravesado por dos guerras mundiales. En este documental se pueden conocer además, las voces de los intelectuales de la época, que en nuestro país repudiaron las palabras del poeta.

Finalmente, podemos decir que faltan tal vez, algunas de las emblemáticas obras de Boccioni y otros célebres lienzos de los cuatro iconos de la vanguardia italiana. Sin embargo hay Futurismo en todas sus formas: pintura, literatura, escultura, arquitectura, fotografía, música, teatro, moda, danza, manifiestos y documentos, crítica y reflexión.

Sin duda, Proa celebra otra vez con lo mejor de las vanguardias. Desde el 30 de marzo hasta el 4 de julio de 2010.

Fundación PROA
Av. Pedro de Mendoza 1929
La Boca, Ciudad de Buenos Aires
Horario
Martes a domingo de 11 a 19 hs

Lunes cerrado


Foto copete
Tullio Crali. Incuneandosi nell?abitato (In tuffo sulla città), 1939, Óleo sobre tela, 130 x 155 cm. MART, Rovereto

Nota relacionada: El Universo Futurista

Publicado en Leedor el 1-04-2010

Compartir
Artículo anteriorPorno
Artículo siguienteBaficito 2010