Crespúsculo

0
11

Primeros estrenos del año: doble crítica para Crepúsculo y El día que la tierra se detuvo que se llevan el 60% de la taquilla en Buenos Aires.Dos de los cinco estrenos se llevan un impactante 60 % del total de espectadores, justificando una crítica ?doble? esta semana

El público se volcó masivamente a principios de año a ver dos de los cinco estrenos de la semana, con clara preferencia según edad y sexo de sus integrantes. Para las jóvenes adolescentes no cabía ninguna duda que la película a ver era ?Crepúsculo?, un fenómeno mundial de taquilla que en los Estados Unidos ya alcanza los 175 millones de dólares. Para las parejas la disyuntiva se planteaba entre el film de vampiros, o ?>El día que la tierra se detuvo?, también del género fantástico. En oportunidad de hacer la cola para adquirir una entrada temprano por la tarde el viernes 2 de enero se pudo escuchar la discusión de una pareja de jóvenes pugnando por hacer valer sus preferencias. En verdad había en el cine mayoría de mujeres y era claro que la decisión de ellas estaba tomada.

La novela ?Twilight? de Stephenie Meyer es la primera de cuatro ya publicadas y un éxito notable en el mundo entero. Argentina no es ajena a ese fenómeno y algunos ya la comparan a la serie de Harry Potter, paralelo quizás exagerado pero aún así relevante. El haber leído la novela antes de ver el film resultó una experiencia interesante, permitiendo comprobar que la directora Catherine Hardwicke (?A los trece?) se ciñó fuertemente al texto original. El personaje central de ?Crepúsculo? es Bella Swan, convincentemente interpretado por Kristen Stewart (?La habitación del pánico?), quien decide mudarse al pueblo de Forks (estado de Washington), donde su padre (Billy Burke) es el jefe de policía local. En el colegio se hará de un grupo de amigos, quienes le recomiendan mantenerse alejada de un grupo de extraños hermanos que responden al apellido Cullen. Bella se sentirá fuertemente atraída por su compañero de laboratorio Edward Cullen y éste pronto le revelará su identidad de vampiro. El hará lo imposible por frenar los impulsos de la chica, explicándole que no le resulta fácil controlar sus instintos. Ella en cambio parece decidida a arriesgarse. Hay algunas escenas muy destacadas como la de la visita de Bella a la casa de los Cullen, donde todos cocinan para ella ya que es la única que se alimenta naturalmente. Otra muy divertida está centrada en un partido de baseball muy especial con una excelente banda sonora. Menos lograda es la pelea entre bandas de vampiros, pese a ser uno de los momentos más dramáticos del film. El final es abierto lo cual no sorprenderá a nadie ya que ésta es apenas la primera de, al menos, cuatro partes de esta nueva serie exitosa no sólo en su país de origen sino en lugares tan disímiles como México, Italia y ahora Argentina.

?El día que la tierra se detuvo? (?The Day the Earth Stood Still?) de Scott Derrickson es una remake de un clásico del año 1951 dirigida por Robert Wise y que aquí se conoció con un nombre ligeramente diferente: ?El día que paralizaron la tierra?. La historia es relativamente similar, la llegada de una gigantesca nave espacial en forma de esfera, aunque los motivos algo diferentes. Mientras que en la versión anterior los alienígenas venían a amenazar a la Tierra por el indiscriminado uso de armas nucleares ahora tratan de frenar los desastres ecológicos que los humanos vienen provocando. Un acierto de la nueva versión es la elección de Keanu Reeves en el rol del extraterrestre Klaatu (Michael Rennie en la versión anterior). La habitual inexpresividad del actor se corresponde bien con su personaje, mientras que Jennifer Connelly no descolla como la científica que logra cierto diálogo con él. No decepcionan Kathy Bates como la representante del presidente de los EEUU ni John Cleese (de los Monty Phyton) como un investigador dispuesto a convencer a Klaatu de que los humanos podemos cambiar.

Pero los mayores y casi únicos méritos de esta nueva versión están en los efectos especiales muy bien utilizados en esta oportunidad. Desde el gigantesco robot Gort, muy similar al visto en la versión de hace más de cincuenta años, hasta las ?nubes? devastadoras que provocan la destrucción de una parte de nuestro planeta, son ellos sin duda las mayores estrellas de esta entretenida aunque nada brillante remake.

Queda por ver cuál de los dos estrenos dominará la taquilla a lo largo de su carrera comercial. Hasta ahora ambas tuvieron comienzos exitosos aunque con cierto predominio de la de Keanu Reeves. Sólo un fuerte ?boca en boca? en favor de ?Crepúsculo? podría cambiar esa tendencia.

Publicado en Leedor el 11-01-2009

Compartir
Artículo anteriorBalance 08
Artículo siguienteAustralia