Un secreto

0
11

Una constante de calidad caracteriza la obra de Claude Miller, cuyo último opus se acaba de estrenar

Un secreto (?Un secret?) es la obra más reciente de Claude Miller, el director de obras tan logradas como ?La quiero con locura?, ?Ciudadano bajo vigilancia?, ?Una mujer inquietante? (?Mortelle randonnéé?) y ?La pequeña Lili?.

La acción, que se sitúa principalmente en la década del ?50, llega hasta 1985 y se focaliza en la figura de Francois Grimbert, a quien protagonizan según la época tres actores diferentes. Es sobre todo la composición del últimamente muy frecuente Mathieu Amalric (se lo ve actualmente en ?La cuestión humana?), como un Francois adulto la que aporta fuerza al relato que a manera de un thriller va descubriendo el ?secreto? del título. Pese a que gran parte del misterio ya se devela a mitad del metraje, la película mantiene su interés hasta el final. La muy bella Cécile de France compone a su madre (Tania), mientras que en el rol de Maxime, un padre poco comprensivo, no desentona Patrick Bruel. Relevante es el personaje de Louise, una masajista que vive enfrente de los Grimbert y a quien da vida Julie Depardieu, mientras que Ludivine Sagnier, como Ana, la primera esposa de Maxime, tampoco se queda atrás. El trágico destino de esta última, en la primera mitad de la década del ?40, vuelve sobre un tema que parece inagotable como es el auge del nazismo durante la ocupación. Y lo hace en Francia, con un enfoque singular que como se señalara anteriormente es parte de ese secreto, que empieza a intuir Francois al conocer detalles de la relación de sus progenitores cuando Maxime aún estaba casado con Ana.

La nada caprichosa inclusión de imágenes de noticieros y documentales sobre los campos de concentración, proyectadas en una escuela de un pueblo del interior de Francia una vez finalizada la segunda guerra mundial, ilustran la división que existió en la sociedad durante el conflicto. Testigo de la misma es el aún joven Francois Grimbert, cuyo afrancesado apellido en verdad no es el original. El intento de cambio de identidades, para escapar a la persecución nazi, cobra momentos dramáticos hacia el final del film y supone una revelación para su protagonista.

?Un secreto? posee rubros técnicos impecables, una excelente reconstrucción de época e interpretaciones muy sólidas que la hacen recomendable. Confirman que Claude Miller es uno de los grandes directores del cine galo que nunca defrauda a un público ávido de buen cine.

Publicado en Leedor el 18-06-2008