Perfume de Satén

0
9

Tres mujeres en conflicto por un hombre, y un círculo vicioso de deseo y ribetes grotescos.Tres mujeres en conflicto por y con un hombre parece ser a simple vista el hilo conductor de la obra escrita y dirigida por Ricardo Cardoso. Sin embargo la particularidad de sus personajes hacen que el simple choque amoroso tome rumbos desconocidos para que progresivamente todo se vaya transformando en una comedia con ribetes grotescos.

El living de una casa de clase media resulta el lugar de encuentro, y desde un primer momento es un espacio de tensión próximo a estallar.

Ana, Elena y Virginia son tres mujeres unidas por una relación amo/esclavo donde la más joven se encuentra sometida a las decisiones de las mayores que la boicotean y degradan de modo continuo. Pero contradictoriamente, esta última, resulta ser la imagen de un espejo en el cual desean verse las mayores, no sólo por una cuestión de edad sino por el hecho de poseer un hombre.

El sostén principal de la obra radica en las relaciones que unen a las actrices en un juego sólido donde cada una de ellas tiene un rol preciso: la solterona que sigue soñando con vivir una realidad ajena pero conocida, la señora de la casa que niega y trata de eludir aquellos impulsos irreprimibles. Y por último, la jovencita que se mantiene al margen de la toma de decisiones a pesar de ser su principal víctima. Todo esto se sostiene en el histrionismo de las actuaciones y las miradas cómplices y desorbitadas de la actriz que interpreta a Ana. Es así como en el juego que entablan, logran mantener un ritmo constante para que los sobresaltos resulten más sorprendentes e inoportunos.

Aunque los vínculos se encuentran establecidos desde el inicio de la obra, se potencian con la llegada de un muchacho y a partir de ese momento el deseo sexual es lo que va a regir los actos impulsivos y avasallantes de las mujeres. De este modo la escena realista cede su paso al grotesco por el cual se exacerban los rasgos de cada personaje hasta caer en el ridículo absoluto.

Perfume de Satén, explora las relaciones que entablan las mujeres ante la presencia de un solo hombre. Cuando la competencia y el deseo pasan a regir los actos, parece que la única salida posible es involucrarse cada vez más en ese juego perverso. Pero como dramaturgo y director, Cardoso decide hechar una cuota de incertidumbre para hacer de Perfume de Satén un círculo vicioso en el cual algunos se ahogan y otros pueden intentar eludir ese camino.

Publicado en Leedor el 2-06-2007