Estrenos del 2-03-3006

0
4

Variada renovación en los títulos de la Semana: la excelente Capote, Lifting para Subiela, una de terror, dos documentales: el primero sobre un camello que llora y otro, sobre el pintor Cándido López. Ojo: los dos imperdibles.ESTRENOS DEL JUEVES 2 DE MARZO

Por Fredy Friedlander

Cinco nominaciones que merecerían convertirse en Oscar

Es probable que, cuando este domingo se develen los Oscar, ?Capote? de Bennett Miller deba conformarse con no más de dos estatuillas. Parece casi una certeza que Philip Seymour Hoffman se consagre como mejor actor, pero en cambio es poco probable que sea elegida mejor película y mucho menos que su director Bennett Miller se lleve el correspondiente trofeo pese a que, a título personal, se adhiere a semejantes merecimientos. Pero tanto ?Secreto en la montaña? y en menor medida ?Buenas noches y buena suerte? parecen tener más chances, por lo que sería una sorpresa que ninguna de ellas se imponga. Truman Capote fue un personaje que pese a ya ser conocido por novelas anteriores como ?Breakfast in Tiffany? o ?The Glass Harp? (ambas llevadas al cine) saltó a la fama con su libro ?In Cold Blood? (?A sangre fría?). Capote se enteró casi por casualidad de un horroroso crimen ocurrido en el ignoto pueblo de Holcomb en Kansas en noviembre de 1959. Una familia entera, los Clutter, fue asesinada y algunos meses después sus ejecutores identificados y aprehendidos. Uno de ellos, Perry Smith, fue contactado por Capote quien inmediatamente sintió una extraña atracción fruto de una mezcla de curiosidad, interés periodístico y posiblemente su condición de homosexual que el escritor nunca ocultó. Quien realice la lectura de su obra maestra ?A sangre fría?, altamente recomendable, percibirá una visión diferente de Perry Smith a la del film, donde se lo muestra por momentos como más débil, aunque igualmente sanguinario.
Philip Seymour Hoffman es un actor camaleónico poco conocido por la mayoría. Lleva realizadas 30 películas pero, como dato curioso, de sus primeras ocho una sola fue estrenada localmente. Para el director Paul Thomas Anderson (?Juegos de placer. Boogie Nights?, ?Magnolia?, ?Embriagado de amor?) es su actor fetiche. También estuvo en las dos últimas realizaciones de Anthony Minghella (?El talentoso Sr. Ripley? y ?Regreso a Cold Mountain?) y tuvo un rol importante en ?La Hora 25? de Spike Lee. Próximamente aparecerá en ?Misión imposible 3?. Hace poco se difundió en televisión un documental sobre Capote que permitió percibir que lo de Hoffman es notable al haber sabido captar gestos, rictus e incluso una entonación de voz idéntica a la del escritor. Es casi imposible que se le escape el premio.

Con menos chances pero iguales merecimientos se encuentra Catherine Keener (?La balada de Jack y Rose?, ?Virgen a los 40 años?) interpretando a la famosa escritora Harper Lee (?Matar a un ruiseñor?). También luce el trabajo del recientemente muy visto Chris Cooper así como el poco conocido Clifton Collins Jr, como el asesino Perry Smith.

Capote? es un título quizás inadecuado para este film ya que puede llevar a pensar que se trata de una más de las tantas biografías que últimamente nos llegan de Hollywood. Quizás alguna referencia al título de la novela, aunque evitando se confunda con el impecable film ?A sangre fría? de Richard Brooks, hubiese sido más adecuado. Pero ello no le quita en nada valor a una obra que está seguramente entre lo mejor estrenado en los últimos años.

¿Qué pasa con Subiela?

El reconocimiento local e internacional de Eliseo Subiela se produjo en 1986, cuando se estrena ?Hombre mirando al Sudeste? que seguramente muchos consideraran su primera realización. En realidad hubo una anterior, ?La conquista del paraíso?, su opera prima que pasó totalmente desapercibida en ocasión de su presentación en 1981, pese a contar con elementos temáticos y cinematográficos de interés. Subiela mantuvo una imagen prestigiosa hasta mediados de los ?90 con obras tales como ?Ultimas imágenes del naufragio?, ?El lado oscuro del corazón? y ?No te mueras sin decirme adonde vas?.
Los títulos posteriores (?Despabílate amor?, ?Pequeños milagros?, ?Las aventuras de Dios?, ?El lado oscuro del corazón 2?) y la que ahora se estrena han venido marcando un constante retroceso que llevan a la reflexión acerca de una posible sobrevaloración de sus atributos como director. Existían expectativas con ?Lifting de corazón?, claro ejemplo de coproducción entre España y Argentina, pero luego de verla las mismas se disiparon.

El enamoramiento de Antonio (Pep Munné), cirujano plástico español de mediana edad con Delia (Moro Anghileri), joven y atractiva argentina asignada para acompañarlo durante un Congreso en Buenos Aires resulta convencional y se agrava con la intervención de otros personajes tales como el taxista que encarna Alfredo Casero o peor aún el psicoanalista, que en pobre caracterización, interpreta Jean-Pierre Noher. Quien sale mejor parada es María Barranco en el papel de la esposa de Antonio. Los últimos minutos de ?Lifting de corazón? hacen temer lo peor en algún momento. Pero al final el tono se mantiene sin que se logre superar el clima previsible que impregna al resto del relato.


Un documental diferente y de gran riqueza visual

Por fortuna la cartelera nos ofreció una segunda producción local con méritos suficientes para destacarla. Se trata del documental ?Cándido López, los campos de batalla?, coproducido con Paraguay, que tuvimos oportunidad de ver en el BAFICI en el 2005. Dirigido por José Luis García, presenta en forma sumamente original e ingeniosa el primer conflicto armado entre los países componentes del entonces inexistente Mercosur. La llamada Guerra de la Triple Alianza o simplemente del Paraguay enfrentó a este país con los tres restantes en lo que muchos consideran fue un evento impulsado por intereses económicos e imperiales que aún permanecen oscuros. Toma como punto de partida los cuadros que pintara Cándido López, el llamado ?manco de Curupaytí? que perdiera su brazo derecho en dicho sitio y siguiera pintando con el izquierdo. Lo fascinante es cómo el director regresa con su cámara a los lugares donde tuvieron lugar las batallas y a través de imágenes panorámicas compara sitios en la actualidad con imágenes de sus cuadros. Siendo un trabajo que se aleja completamente de la mayoría de los documentales locales con fórmulas repetidas (aburridas entrevistas por ejemplo), sólo debe lamentarse su salida reducida en tan pocas salas. Entonces cabe desear que el sano ?boca en boca? subsane esta lamentable limitación y que el público tenga formas de enterarse de su existencia.


Ternura en algo más que un documental

?La historia del camello que llora?, también presentado en el BAFICI, es otro documental atípico en coproducción entre Mongolia y Alemania. Fue codirigido por Byambasuren Davaa y Luigi Falorni, ambos estudiantes de cine en la Universidad de Munich. Filmado en el desierto de Gobi en condiciones precarias y difíciles debido a las altas temperaturas y vientos reinantes, muestra un universo que poco se parece al ambiente urbano de grandes ciudades como Buenos Aires. La cámara se introduce en la vida de una familia de nómades tomando cuatro generaciones cuyo principal recurso lo constituyen sendos rebaños de ovejas y camellos. Justamente a estos últimos alude el título al mostrar un camello hembra, cuyo difícil parto la aleja de su cría. Una historia tan simple como la búsqueda de un músico residente a muchos kilómetros de distancia y cuyo instrumento de cuerdas puede revertir la situación de rechazo de la madre hacia su cría es el fino hilo dramático de lo que algunos han calificado como un documental de ficción. No es un film para niños solamente ya que el interés se extiende a adultos sobresaliendo la ternura y belleza de las exóticas imágenes. Se trata de una experiencia distinta sumamente disfrutable como lo testimonia que haya obtenido el premio del público en el Festival de Cine Independiente de Buenos Aires.

Se va la tercera

Hay ciertas fórmulas que, por repetidas, no pierden su eficacia. Lo demostró hace unas semanas ?El juego del miedo 2? y lo hará seguramente ?Destino final 3? (?Final Destination 3?) de James Wong, responsable de la primera del 2000. La idea es siempre la misma al mostrar a un grupo de jóvenes predestinados a morir, por señales que recibe alguno de ellos. En la primera el peligro estaba en un avión que podía estallar y en la siguiente (la más floja de las tres) un choque múltiple en una carretera. Ahora el riesgo se traslada a un parque de diversiones con un muy buen comienzo e imágenes logradas. Usualmente a medida que avanzan las secuelas de películas de terror, las escenas escalofriantes son cada vez más crudas y la calidad del ?producto? decae. Por una vez esto no es así por lo que, para quienes disfrutan de este tipo de espectáculos, se podrá decir que ?terceras partes? son mejores que las que inmediatamente la preceden.

Foto del copete: de Lifting de Corazón

Publicado en Leedor el 4-03-2006