La Mujer de mi Vida

0
9

De esta ácida tragicomedia franco- israelí que relata los obstáculos a sortear por un joven para seguir un rumbo propio en la elección de su verdadero amor lo que más valoro es la esclarecedora y satírica crítica que el director realiza sobre ciertos aspectos anacrónicos de tradiciones culturales de la comunidad judía que resultan hoy claramente hipócritas y que se interponen agresiva y al sentir despiadadamente del certero y natural instinto.
Belleza

De esta ácida tragicomedia franco- israelí que relata los obstáculos a sortear por un joven para seguir un rumbo propio en la elección de su verdadero amor lo que más valoro es la esclarecedora y satírica crítica que el director realiza sobre ciertos aspectos anacrónicos de tradiciones culturales de la comunidad judía que resultan hoy claramente hipócritas y que se interponen agresiva y despiadadamente al sentir del certero y natural instinto del hombre y la mujer para reconocerse mutuamente como el uno para el otro.
Y lo hace desde varias perspectivas: por un lado desde la mirada angustiante y perpleja de un joven ultrajado en sus derechos más íntimos de ser libre y por el otro desde la mirada de una mujer divorciada que desea ser nuevamente amada y rehacer una familia pero a quién la institución familiar desprecia e injuria tildándola de puta; imagino que les incomoda su belleza y la forma natural de experimentar el sexo.
No resulta nada fácil para él romper con el peso afectivo que ejercen sus padres y sobre todo con una idea de culpa: ” . . . cómo se te ocurre elegir un destino propio sin nuestro consentimiento . . . “, ” . . . no te das cuenta que tus conductas nos hacen daño . . .”
Y más aún si depende económicamente de ellos. Piensen en un muchacho de 31 años que sigue estudiando filosofía y que pasa muchas horas del día pensando si Dios existe.
Tengan en cuenta que el tiempo de moratoria en cuanto a su inserción independiente en la sociedad para encontrar incluso un rol vocacional retributivo se ha retrasado demasiado. Se está convirtiendo en una vergüenza para su familia.
” . . . Lo menos que podés hacer por nosotros es casarte y con la mujer que nosotros elijamos . . .”
El film se presenta entonces como una perspectiva libertaria que se opone a que un espacio de reflexión tan íntimo como el relacionado con la elección del verdadero amor de nuestra vida sea invadido y digitado desde la rigidez de un deber ser capaz de producir dolor en el presente pero augurando felicidad para el futuro.

Armando D´Angelo
Todos los derechos reservados. Prohibida su reproducción

Estreno del 14 de noviembre de 2002